Como una vez exclamara: "¡A mí, hombres!", cuando acudieron algunos los ahuyentó con su bastón, diciendo: "¡Clamé por hombres, no por desperdicios!" (Vida de los filósofos ilustres, de Diógenes Laercio)







miércoles, mayo 31, 2006

PARIDAS PROGRESISTAS (I)

Caballeros, es posible que conozcan esta página: http://www.losgenoveses.net/. Si no, sepan ya mismo cuál es su oferta: noticias, fotomontajes, bibliografías y rumores sarcásticos sobre el PP. Descargas gratuitas y foro... Es una página cuyo objetivo es atacar, como sea, al PP. Hasta aquí todo bien. Dada mi animadversión por ese partido, la he visitado en ocasiones, ya que tiene una buena factura y cumple su función: reírse un rato a costa del PP. Pero el foro es otra cosa. Es darse una vuelta por allí y comprender una de las causas del fracaso de la II República: una caterva de facinerosos jaleándose entre sí, proclamando un ideario progresista radical (y, por ello, irrisorio) y echando pestes del PP el día entero, de tal suerte que es posible que no se desconecten nunca, que se pasen horas y horas subiendo más y más noticias, que es lo más que hacen, pues sus propias opiniones son todas tan simples como vanas, cuando no de verdaderos mentecatos y, encima, de rojos de salón. Basta con que uno escriba una manida consigna para que repliquen, unísonos: "¡Suscríbolo! ¡Suscríbolo!". Lo dicho, un foro de bárbaros y barbaridades.

Tanta gracia me hicieron los progresistas radicales, los republicanos, los socialistas, los separatistas, o lo que se crean que son, que no he tenido por menos que recoger aquí, modestamente y con prisa, unas cuantas frases que he ido seleccionando. No se preocupen del contexto, éste siempre es el mismo: una noticia como excusa para herir al PP. Si es de cualquier otro asunto (casi siempre político), piensen en el más desmañado juicio y encontrarán el contexto perdido. Creo que es igual que sepan o no sus nombres, al fin y al cabo son una masa amorfa sin criterio propio (exceptuando a tres o cuatro destacados que merecen mi respeto). He tenido que corregir, suprimir los retrasos feministas (en especial las incómodas e ilegibles arrobas) y puntuar correctamente, pero he dejado las faltas más clamorosas. Disfruten un rato a salud de los todos los progresistas idiotizados. Allá van:

- "La deriva de los extremocentristas neocom (sic) neoliberales parece imparable."

- "Había realizado un mensaje de ficción acerca de que los indicios del 11-M (trama asturiana, etcétera) podrían apuntarse (sic) fácilmente al PP sin mucho esfuerzo, pero no lo he encontrado."

- "Joder, y ahora que salgan todos esos anti- inmigración y les echen la culpa a los extranjeros (procedentes de países pobres) de todos los males, y que justifiquen este asesinato."

- "Ya abrimos los ojos hace unos años y vimos el rostro auténtico de La Bestia detrás de su careta 'centrista'... Yo tengo los párpados grapados para evitar que mes lo intenten cerrar de nuevo."

- "Mejor sería desearle a Blair que sufra una muerte natural y lenta y llena de sufrimiento y dolor: por ejemplo, un cáncer en el páncreas o una cirrosis en el hígado."

- "Lo que diga el ultraderechista Wall Street Journal, representación del liberalismo más feroz y de los Estados Unidos más incívicos y pseudodemócratas, me entra por un oído y me sale por el otro."

- "Los típicos viejos de mi barrio que antes iban con el ABC bajo el brazo, hoy son lectores de EL INMUNDO (sic). También lo compran muchos fachillas vergonzantes, que les da vergüenza que les vean con el ABC o La Razón, y se creen que El INMUNDO les sirve de tapadera."

- "A los derechistas les interesa sabotear la Alianza de Civilizaciones porque les repatea que la paz sea una posibilidad real."

- "Galloway no tiene razón pero está en lo cierto (sic). Si consideramos que la vieja ley del talión tiene validez, no podemos por menos que darle la razón."

- "Los españoles ven lo que les enseñan."

- "Por supuesto un gran artista, que ha sido destrozado por esa imagen. Sobre todo cuando el facherío lleva esa asquerosa bandera estanquera- rojigualda con el toro de Osborne. También ese símbolo ha sido elegido por los ultras del fútbol, y gentuza en general. Yo el toro ese lo abomino y lo asocio a lo peor de España."

- "Somos tantos los ciudadanos con unas ganas enormes de que se consiga resolver el conflicto que tanto dolor ha causado, que se va a conseguir, pese a quien pese."

- "Eso sí, el PSOE regularizó a unos cuantos inmigrantes (sic). ¿Para cuándo la próxima regularización?"

- "Acaban de lograr pasar a Melilla cientos de ellos, hay numerosos heridos."

- "El pueblo llano, servil y desclasado, abuchea a los adolescentes africanos que llegan a Canarias."

- "En mi pueblo, no dudes, que serían bien recibidos."

- "¿Qué fuma Alcaraz? Debe ser la reostia para alucinar de esta manera. Parece que no se cansa de soltar estupideces por su asquerosa boca."

- "Señor Alcaraz, se ha ganado a pulso nuestro desprecio más despreciable (sic). Usted quiere seguir chupando del bote más lujoso y opulento desde que se le consideró víctima, ignorando que es el Gobierno quien debe marcar la política antiterrorista, y no un ultraderechista como usted."

- "Ya salió a colación el infame tarado de la Asociación de Venganza Talibán (AVT). No lo soporto."

- "A Alcaraz le tocó la lotería cuando mataron a su hermano."

- "Si Alcaraz tiene algún dato para poder hacer esa afirmación y no se entrega al juez, Alcaraz es un hijo de puta. Si no la tiene, es un hijo de puta. Queda la tercera posibilidad: es un tarado mental."

- "En una palabra: un hijo de puta (sic)."

- "¡Suscríbolo!"

Y aún me quedan unas cuantas frases que he de poner aquí mañana, ya degustadas las presentes. Observen esa rabia, ese insulto a bocajarro, esas afirmaciones rimbombantes y delirantes, esa expresión infantil, esa, en fin, representación de lo que es ese foro de progresistas fanáticos y sectarios; y no observen, porque la he corregido, la reiterada falta de acentos. Por cierto, el de la lotería, el hermano y Alcaraz es el hermano del ministro de Justicia, López Aguilar, un dibujante de segunda fila que se retiró así de la vida en el foro al verse en aprietos: "Me he acojonado. Si quieres pídemela por mensaje privado y, por favor, Chicho, quítala, ya no soy anónimo y lo he olvidado".

sábado, mayo 27, 2006

MIEDO Y ASCO EN MADRID

Nos tienen que decir las noticias que Madrid, "gloria y confusión de todas las Españas", que dijese Galdós, es una ciudad guarra, muy guarra, llena de basuras, orgánicas y no orgánicas, y de ciudadanos incívicos, puercos urbanos, y que, para terminar con tales problemas, se va a promulgar una ordenanza a tal efecto. Y está bien, qué quieren que les diga. Los que viven en Madrid ya saben a qué me refiero. Lástima que no vaya a ser tan dura como la de Barcelona (represiva pero realista, atenta a los ciudadanos y no a evocaciones de crisoles y culturas varias), la cual se ocupa, además de cuidar de la higiene de la ciudad, de meretrices y de buhoneros callejeros, que no pueden mantener las ciudades españolas zocos a la musulmana, y en Madrid nos sobra y basta con el Rastro.

Habrá quienes piensen que la capital está tan limpia como la patena, a los que convido a darse un paseo por el centro. Ya puede ser un día de diario, ya puede ser a primera hora de la mañana, que comprobarán la exoneración que se ha adueñado de la mayor parte de la zona. Exceptuando las vías principales, que se procuran mantener adecentadas, en las callejuelas todo son orines y defecaciones, kilos de desperdicios, pares y tríos de furcias descaradas, fachadas estropeadas por la contaminación y el descuido, palomas bombardeando con sus excrementos la dignidad de estatuas y monumentos y, como no podía ser de otra manera, pintadas y, aún peor dada su carencia de arte o parte, las negras firmas de los decoradores de lo ajeno exhibidas en cualquier lado, hasta en la arquería de Nuevos Ministerios.

El Madrid de hoy sigue siendo el Madrid de ayer, aquella ciudad inmunda, cochina, churretosa, del motín de Esquilache, en 1766, ante el cual dijo Carlos III: "Mis súbditos hacen como las criaturas, que lloran cuando se las lava". Es, pues, necesaria esa ordenanza y un mayor estilo y compostura por parte de los madrileños, y no tanta movida nocturna desbocada. Me dejo en el tintero el tema de la seguridad, nula en las calles de Madrid, y no sólo en barrios conflictivos, sino que, óiganlo con pavor, caballeros, incluso en la señorial calle Serrano.

domingo, mayo 21, 2006

MANIFIESTO DERECHISTA

Un fantasma recorre España: el fantasma de la derecha. Todas las fuerzas de la vieja izquierda se han unido en profana cruzada para cazar a este fantasma: el anarquismo y el comunismo, Zapatero e Iñaki Gabilondo, los republicanos radicales y los policías nacionales. ¿Qué partido de oposición no ha sido tildado de derechista por sus adversarios en el poder? ¿Qué partido de oposición, a su vez, no ha lanzado, tanto a los representantes de la oposición más avanzados, como a sus enemigos reaccionarios, el epíteto zahiriente de derechista? De este hecho se desprenden dos cosas: que el derechismo está ya reconocido como una fuerza por todas las potencias de la izquierda; que ya es hora de que los derechistas expongan a la faz del mundo sus conceptos, sus objetivos y sus tendencias.

Ya ven que he parodiado el Manifiesto comunista de Karl Marx y Friedrich Engels para describir, dramatizando un tanto (mero recurso expresionista), la posición actual de la derecha, de lo conservador, en España. Desde el agitado final de la era Aznar (que algunos calificarán de ominosa) se ha venido demonizando la derecha, unas veces mediante datos reales, otras mediante datos ficticios: dinero a mansalva, desastres ecológicos, bodas, franquistas y golpes de Estado nocturnos, han acabado por dejar la derecha, mal representada en la figura de la gaviota del PP, a la altura del mismísimo Lucifer, encarnado éste por Aznar, con Rajoy como demonio posesor y con Acebes y Zaplana de diablillos maléficos y embaucadores. Hubo un momento en aquel marzo del 2004 en que, de haberse alguien manifestado a favor del PP en la calle, habría sido linchado.

Doy por seguro que la izquierda se habrá visto en situaciones parecidas, o incluso peores. Pero entonces se defendió encarnizadamente para salir adelante y hacer frente a los dardos envenenados de sus rivales. Es por ello que no debe resultar extraño que el PP, o los que no somos del PP pero gastamos una ideología más o menos conservadora, nos pongamos cual gato panza arriba y demos certeros zarpazos. Es lo justo, porque no consentiremos acabar como un fantasma débil y acosado que se avergüenza de sí mismo. Nunca.

domingo, mayo 14, 2006

FAMOSOS, FAMOSOS, FAMOSOS

Este país al que tanto amo y desprecio a la vez, idolatra demasiado a sus famosos, y ésa es una de las razones de su irremisible perdición y decadencia. Revistas y programas de televisión se prodigan, en exclusivas, entrevistas y tertulias, en contar historias de estos personajes, en mostrar a la gente un modelo a imitar, una meta a alcanzar o un dios a quien adorar todas las semanas en su punto de venta habitual. Es sorprendente ver cómo las personas normales y corrientes se interesan hasta límites insospechados en conocer la vida y milagros de un centenar de idiotas horteras e iletrados, surgidos de familias polémicas, de actividades de escasa capacidad intelectual o de aberrantes concursos de televisión. España va mal postrada ante gentuza de esa calaña, peor incluso que nuestros políticos, los cuales al menos tienen estudios y carreras en su haber.

Evidentemente, hay dos clases de famosos: los que son famosos y, aparte, son escritores, cineastas, músicos, etcétera; y los que sólo son famosos (aunque parezca que sean otra cosa). A estos últimos dirijo mis iras: primero, por su hipócrita actitud ante las cámaras, ésa que les dicta renegar de ellas pero también beneficiarse de las mismas; segundo, porque parece ser que son mejores ciudadanos que yo o que cualquier otro hijo de vecino. O más que mejores, que tienen ciertos privilegios. Me refiero a Farruquito (vulgar asesino), a Julián Muñoz (vulgar prevaricador), a Jesulín de Ubrique (vulgar fanfarrón). O a la enferma artista Rocío Jurado, quien, a diferencia de cuando trasladaron a mi abuela al hospital por las mismas causas, fue escoltada hasta éste por vehículos de la Guardia Civil, como si la seguridad ciudadana estuviese ya cubierta.

Pero pese a ello, pese a ser obvio que viven de su veneración, el vulgo prefiere olvidarse de su propia vida - que es hueca, aburrida y tonta- y fijarse en la de ellos, en la de nuestros patéticos famosos, la que por inmoral y sucia atrae más, cual heces que hipnotizan a las estúpidas moscas. Y como estos famosos son sujetos que brillan por lo zafio, por lo indecente y por lo ignorante, y como la gente gusta de imitarlos en lo posible, así vamos. Y España va mal, oigan.

viernes, mayo 12, 2006

CARTA DE BIENVENIDA

A las señoritas y a los caballeros que lean estas líneas, he de darles la bienvenida. Una bienvenida que les doy con todo mi escaso afecto, pero también me han de dar la bienvenida a mí, que soy nuevo por aquí. Pero no inexperto. Ni mucho menos, pues es costumbre mía manejarme en estos ámbitos y es placer también mío el escribir, ya sean relatos cortos o artículos. Desde hace casi un año tengo un blog en un espacio de Msn, en la dirección que aparece en la esquina superior derecha. Digamos que la cosa no ha ido mal, sino razonablemente bien, y les invito a pasarse por allí a disfrutar de todo lo publicado, si es que es de su gusto, claro. Hoy he decidido trasladarme, por parecerme éste un espacio más decente y puro, lejos de la perniciosa influencia del Msn, un nefasto invento, corruptor de una sociedad de por sí corrupta.

¿Y qué les puedo ofrecer yo entre tantos y tantos blogs interesantes que saturan la llamada "blogosfera"? Yo mismo estoy irremediablemente enganchado a tres o cuatro. No soy más que uno entre mil, y es difícil diferenciarse y hacerse un hueco en sus mentes (lo prefiero a hacerlo en sus corazones), lograr que pierdan cinco minutos leyendo un escrito o, lejos de eso, lograr tan sólo que dejen una mera visita. Ni hablemos de los comentarios. Así que, ¿qué puedo hacer? Pues les voy a ofrecer mis artículos críticos y, como no, cínicos, y, en principio, no debería pasar mucho tiempo hasta que esté en condiciones de empezar a publicar por este medio una suerte de relato de folletín que es bastante gracioso. Cuando menos.

Con todo, quiero invitarles, lisa y llanamente, a que visiten y prueben este espacio, a que lo caten en las próximas semanas y a que lo que degusten con calma. No hay ni grandes pretensiones ni delirios de grandeza. Mi única intención es que disfruten ustedes y que disfrute igualmente yo. Si el asunto no tiene éxito, siempre puedo remitirme al maestro Diógenes y a una de sus conocidas y múltiples anécdota acaecida en unos Juegos Olímpicos, en Atenas, donde un pobre arquero no daba pie con bola, incapaz de poner la flecha en el lugar que ponía el ojo. Diógenes, al cabo, fue a sentarse junto a la diana donde tenía que acertar el desafortunado tirador. Cuando le previnieron del peligro que suponía quedarse allí, éste respondió: "Es el único lugar del estadio donde me siento seguro".

Sí, la anécdota ha sido del todo gratuita y no tenía nada que ver con el tema del que estaba hablando, pero alguna historia de Diógenes el Cínico tenía que meter, más o menos para hacer honor al nombre de este blog.

Un saludo y gracias por su tiempo,

Fdo.: El Espantapájaros.