Como una vez exclamara: "¡A mí, hombres!", cuando acudieron algunos los ahuyentó con su bastón, diciendo: "¡Clamé por hombres, no por desperdicios!" (Vida de los filósofos ilustres, de Diógenes Laercio)







domingo, diciembre 23, 2007

LA NAVIDAD ESTÁ EN TODAS PARTES

En la comedia romántica Love Actually (edulcorada historia que siempre recomiendo) se ve cómo Londres se prepara para la Navidad unas cuatro semanas antes del día señalado. En España, por fin, se va imponiendo la buena costumbre, y comercios y hogares se engalanan con bastante antelación al día 25, olvidando el día 22 y su celebración de lotería--hoy infumable, como ya expuse, por las horrísonas voces de las niñas--como fecha de arranque de la Navidad. La decoración navideña anticipada es blanco de feroces diatribas desde las páginas de periódicos gratuitos y faltos de decencia, como 20 minutos o Público: sus aburridos columnistas ya tienen una excusa más para quejarse de la Navidad, pues no sólo hay consumismo y derroche, también calentamiento global por culpa de la iluminación.

Siempre aguafiestas. Ebenezer Scrooge es ecologista. Puesto que los efectos del calentamiento global no se dejan sentir en nuestra tierra, habrá que adelantarlos, así que pongan luces y más luces, y no se preocupen de los cuatro petardos progresistas que se rasgan las vestiduras porque la ciudad esté decorada y luminosa. Ellos volverían con gusto a las cavernas, pero a mí no me engañan. En cuanto al consumismo, ¿qué les importará a ellos lo que la gente compre, si puede? La Navidad tiene que caracterizarse por la generosidad y la caridad hacia el prójimo, lo que incluye a los comerciantes. No obstante, sí es comprensible que haya personas a las que, por circunstancias personales, deprima la Navidad. Pero muy distinto a eso es lanzar críticas sin fundamento apoyándose en la decoración o en el consumo.

Sea como sea, la lectura obligada para las vacaciones es Canción de Navidad, de Charles Dickens, una novela corta de 1843 que vale para 2007. En el aspecto musical, los villancicos tradicionales están bien, pero el disco A Twisted Christmas (2006), de Twisted Sister, es una gran revisión de los clásicos, además de contar con una portada cutre, en la línea de la banda. Por último, ya he recomendado una película, Love Actually, emitida hace poco en la cadena pública. Sólo me queda desear lo mejor para 2008 y que no se les atragante el conejo. Felices Pascuas.

NOTA: A causa de las fiestas navideñas, no habrá actualización la semana que viene. Les veré en Reyes.

domingo, diciembre 16, 2007

EL GRAN DUELO

El doble duelo televisado entre Zapatero y Rajoy va a revestir una gran importancia para el desarrollo de la campaña y el resultado de las elecciones, sobre todo si tiene lugar en una fecha próxima a éstas. Así se comprobó en la campaña francesa: Sarkozy superó a Royal, si bien los socialistas intentaron disfrazar de empate lo que era una clara victoria del conservador. Después, en las urnas, todo se esclareció. Pues bien, aquí ha de suceder lo mismo, en términos generales, y ser el debate muy influyente, hasta decisivo. Rajoy tiene una oportunidad de oro. Ya en el programa de las preguntas ciudadanas demostró lo que en realidad es, es decir, un político culto, educado, sensato, tranquilo y sin duda muy capacitado, en tanto que Zapatero, varado robot y figura caricaturesca, cosechó la mofa y befa del público.

En 2004, Rajoy cometió un craso error al no debatir en público con Zapatero. Ahora parece que lo va a enmendar. Por mí, que no tenga piedad, pero que tampoco pierda los estribos o penetre en campos minados. Sarkozy acabó ganando a una desquiciada Royal porque la socialista perdió los nervios. A lo que quiero llegar es a que vale más que no se encasille en un asunto, como cuando lo de las actas, y aplaste al Presidente, con argumentos sólidos y propuestas brillantes, en el mayor número de temas posible, a fin de que no se le acuse de hablar sólo de terrorismo. Zapatero sacará a pasear su demagogia, sus sonrisas falsas, sus discursos hueros. El líder del PP deberá saber defenderse del talante presidencial y procurar crear la imagen buscada: un Zapatero delirante y acabado frente a un Rajoy emergente y lúcido.

Como una veces está y otras no, mis opiniones sobre Rajoy varían de igual manera. Mucho le he criticado por estar inactivo, por no haber publicado un libro que, mezcla de memorias y programa político, alcanzase la lista de los más vendidos... Y he leído críticas furibundas, destructivas, como las de Pío Moa, y no las comparto. Hay que hacer de la necesidad virtud, y Rajoy es todo lo que tenemos hoy por hoy. Qué mas da que tenga complejos o que no siempre haya estado firme en la defensa de sus convicciones. ¡Desde ya, cuenta con mi apoyo incondicional!

jueves, diciembre 13, 2007

MÁS CONTRIBUCIONES

Ya pueden leer mi primera incursión, narrativa y política, en MAZP MAX. Triste Romeo tiene la culpa. Cada informe se complementará con unas notas más personales sobre el tema tratado. Y recuerden que todo es ficción..., salvo lo que no lo es.

domingo, diciembre 09, 2007

ANIVERSARIO DE LA CONSTITUCIÓN

Ha cumplido la Constitución de 1978 veintinueve años: se aprecian en ella signos de envejecimiento prematuro cuando debiera estar a punto de entrar en la madurez. ¿Cuál es el problema? El texto constitucional español nació con defectos que no se han subsanado y que sólo ahora han obtenido atención. Se ha hablado de una Constitución inacabada, por no tener claramente definido el modelo de Estado, con sus competencias exclusivas y con los límites de las Comunidades Autónomas. A la vez, a estas carencias internas se suma un ataque externo, que en esta legislatura se puede calificar de virulento y demoledor. Tal ataque se materializa en normas como el Estatuto de Cataluña, cuyos grotescos contenidos están fuera de la Constitución y del sentido común más elemental. Los problemas, como se ve, son graves.

La cura estriba en la reforma. Un texto constitucional no es intocable, so pena de volverse obsoleto, inútil. El ejemplo es la Constitución de Estados Unidos, vigente desde 1787 pero que ha sufrido muchas modificaciones. Flexibilidad y continuidad son las claves. Cuando el peligro nacionalista es ya manifiesto, no queda más remedio que acudir a una de sus raíces, la que se halla en la propia Constitución, y cortar y remendar en la medida de lo posible. Es verdad que existen otras reformas accesorias, como la del artículo 57 para eliminar la prevalencia del varón sobre la mujer en la sucesión a la Corona, pero, a mi juicio, son discutibles. Las relativas al Título VIII, no; siempre que se intente salvar el país, por supuesto. Para ello no haría falta acudir al procedimiento agravado de reforma del artículo 168, sino al del 167.

De no realizarse, la Constitución no sobrevivirá, o lo que es peor, estará ahí sin cumplirse. Con un Tribunal Constitucional inane y dividido en dos sectas y un Gobierno que actúa de espaldas a ella, la Carta Magna va a tener que defenderse por su cuenta, mediante un buen lavado de cara, tras las próximas elecciones (esperemos). Porque la necesidad es acuciante. En un artículo publicado el jueves en El Mundo, Jorge de Esteban reclamaba dicha solución, constatando la "mutación constitucional" indicadora de la "crisis total" del Estado Autonómico. Si gana el PP, la reforma debería producirse.

domingo, diciembre 02, 2007

CON ESTO NO SE JUEGA

En unos cuantos días se cumplirá el primer aniversario de la más célebre de las predicciones de Zapatero. Ha pasado un año: no estamos mejor, ni mal, sino peor. Unos forajidos etarras han atacado traicioneramente a dos guardias civiles, matando a uno e hiriendo de gravedad a otro. Aunque hoy será jornada de firmeza institucional y de duras y solemnes declaraciones, no hay que dejarse engañar, que ya llevamos así bastante tiempo. La paz de Zapatero ha fracasado y las supuestas virtudes de su negociación no se ven por ninguna parte. Él se excusará, dirá que estaba en su derecho a negociar, pero nosotros, como ciudadanos, podremos exigirle con toda claridad que no vuelva a cometer el mismo error, pues se puede intuir que está decidido a tropezar más veces con la misma piedra. ¡Nunca aprenderán!

Y también se podrá criticar, cuando menos, los rotundos éxitos del proceso: oxígeno y mucho ánimo para el terrorismo nacionalista vasco, resurgimiento de los bárbaros callejeros, desprestigio del Estado de Derecho, de sus instituciones, aplicación fraudulenta de la Ley de Partidos, ruptura del beneficioso y útil Pacto Antiterrorista y una Batasuna con máscara de nuevo con cargos públicos. Estamos hablando sólo de éxitos parciales, al no saber hasta qué punto de paz y esplendor habríamos llegado de culminarse el asunto. Esto es, con tales mimbres, ¿cómo habría salido el cesto? Da miedo pensar en ello. Es por ello que ahora se han dado pasos atrás en la erradicación del terrorismo, que las ilusiones se derrumben, que ETA no parezca tener fin. El intocable derecho a negociar de Zapatero nos va a salir muy caro.

Huelga decir que no van a ganar, pero tampoco aseguraría que vamos a vencer. No hay cadena perpetua, no hay unidad de los partidos nacionales por culpa del PSOE... Para mayor desesperación, el Ministro de Justicia estaría más interesado en ilegalizar al PP que en hacer lo propio con ANV, asociación evidentemente terrorista que no condena los atentados y va a destinar dinero público para ayudas a presos de ETA. Bien, de esta forma ya se pueden soltar bonitos discursos y hacer manifestaciones con ERC y el PNV; de derrotar a ETA, nada de nada.

domingo, noviembre 25, 2007

ROSA DÍEZ EN EL FDPA

El pasado martes, merced a la cortesía del vocal del Foro de Debate Político Ágora (http://www.fdpagora.com/), estuve en un encuentro con Rosa Díez en la Universidad Rey Juan Carlos organizado por dicha asociación. Como en Bruselas, comprendí nuevamente por qué es una política tan valorada: determinación, ganas de hablar, coraje y mucho sentido común aplicado a su manera de ver los problemas que nos angustian y a las soluciones que ofrece. Comparto su rechazo frontal a los "derechos de la tribu", a las pretensiones prehistóricas de los nacionalismos. También hay que destacar su firmeza ante el terrorismo nacionalista vasco, al que, dice, no sólo se combate encerrando a sus comandos, también deslegitimando toda su historia. De ahí el error de la negociación con ETA, pues dio argumentos y esperanzas a los bandidos.

Otro cantar es su partido, Unión, Progreso y Democracia. Si no confío en los dos grandes partidos, PP y PSOE, ¿cómo hacerlo con el segundo tercer partido? Mi elección es el bipartidismo, no las alternativas fucsias. Al menos, Rosa Díez aseguró que no se intentaba con esa iniciativa crear una nueva bisagra, al modo de los chantajistas nacionalistas. El fin de la formación es ser cabeza de puente de una serie de reformas destinadas a regenerar la maltrecha democracia española, necesitada de urgente asistencia. Ni pueden ni van a ganar, pero el hecho de generar debate sobre las injustas leyes electorales, la educación en manos de las Comunidades Autónomas, algunas reformas constitucionales, etcétera, es en sí positivo, enriquecedor y esperanzador. Para eso basta con dos escaños, por ejemplo. Y si son del PSOE, mejor.

Aun así, y reiterando mi admiración por una señora con tanta garra y con tantas buenas ideas, mejor destino para ella hubiera sido, a mis ojos, seguir desgastando al PSOE desde dentro, con vistas a su higiene interna, o, siendo esto imposible, haberse unido coyunturalmente al PP, una interesante posibilidad, sumamente interesante. Sin embargo, Mariano Rajoy no es Nicolas Sarkozy, y está claro que no alcanza a dar con planes y propuestas muy imaginativos. Aunque no hay que descartar un cierto afán de protagonismo de Rosa Díez junto a una obvia ambición.

domingo, noviembre 18, 2007

EMPRESAS PERVERSAS: OCP Y WEYLAND-YUTANI

Cuando se argumenta contra un supuesto capitalismo salvaje que está destruyendo el planeta y a las personas, se mencionan multinacionales que con su propaganda manipulan e hipnotizan a la gente para que compre sus productos. Lo lograrán con débiles mentales, no conmigo. En el mundo del cine podemos encontrar varios ejemplos de este tipo de empresas, temor de progresistas cobardes. Robocop (1987) mostraba a una imponente y opresiva corporación, OCP (Omni Consumer Products), responsable de la creación del policía perfecto y de su primo pobre, la chatarra andante ED-209. Los servicios de seguridad de Detroit, privatizados, están en sus manos; y en las secuelas diseñará al drogadicto RoboCop 2 e intentará un plan de expropiación y reurbanización de un barrio pobre. Su presidente es el Viejo.

La mayor de las corporaciones pérfidas y oscuras es Weyland-Yutani, compañía de la que tenemos noticia por vez primera en Alien (1979). En la película originaria de la saga no tiene mucha importancia, pero sí en Aliens, el regreso (1986) y Alien³ (1992). El poder de Weyland-Yutani se extiende por todo el espacio: se ocupa desde las colonias de humanos hasta el armamento de los ejércitos, pasando por la administración de penales planetarios convertidos en minas. Pero no es bastante. La compañía desea por todos los medios obtener letales criaturas alienígenas vivas que emplear como armas biológicas. Tales planes serán desbaratados con acierto por la teniente Ellen Ripley. Ya en Alien resurrección (1997) se informa a la Ripley clonada de que Weyland-Yutani ha dejado de existir. Su lema era: "Building Better Worlds".

Existen más corporaciones o empresas como las descritas. La Federación de Comercio, la Corporación Umbrella ("Our Business Is Life Itself") o Ilusiones Industriales también han demostrado que no sólo interesan los puros beneficios económicos, que las empresas cuentan con fuerzas armadas propias y que el fin justifica los medios. Sin embargo, en la vida real las cosas no son así salvo en la fecunda imaginación de muchos progresistas. Y, además, en España la única empresa que podría hacer de antagonista en una película o serie sería el Grupo PRISA.

domingo, noviembre 11, 2007

LA LUZ AL FINAL DEL TÚNEL

Salir del túnel de ignominia y perdición en el cual nos ha metido Zapatero es posible, ahora lo veo claro. La semana pasada triunfaba el pesimismo, la oscuridad era impenetrable, pero el cariñoso y entusiasta recibimiento que los habitantes de Ceuta y Melilla dieron a los Reyes en su visita fue la confirmación de que España no estaba del todo acabada, aunque sí muy vapuleada y ciertamente coja. La Nación sigue resistiendo, como ya demostró en las manifestaciones contra la negociación con ETA. En tanto, el Gobierno, auténtico cáncer que nos corroe por su incompetencia y contumacia en tomar las decisiones equivocadas y hacer las cosas torcidas, nos sigue avergonzando. Empero, frente a la debilidad de Morotinos está, firme y decidida, la poderosa réplica de los ceutíes y melillenses que obliga a retroceder al enemigo.

Más tarde, siguiendo la línea de Chad, el Gobierno estaba dispuesto a ser humillado, a que se humillase a los españoles, en la Cumbre Iberoamericana, ridículo evento que hay que soportar, primero por el bien de las empresas y, segundo, por cortesía hacia nuestras viejas colonias. Los insultos y salidas de tono de Chávez resultaban inaceptables e insoportables. En un gesto que le honra, Zapatero quiso invocar el respeto y defender la figura de Aznar como alguien al fin y al cabo elegido por los españoles. Pero su cursi estilo de santurrón no iba a ninguna parte (el ejemplo contrario a esta falta de hombría es Sarkozy, que al ser increpado por un pescador repuso: "Baja aquí a decírmelo"). Así, con su "¿Por qué no te callas?" espetado a Chávez, el Rey ha legitimado el ejercicio de su reinado hasta el final.

Si bien podemos ver la luz al final del túnel, no sabemos todavía si será la muerte o la vida. El origen del problema empieza por zeta, ¿su solución por erre? Parece ser que Rajoy ni está... ni se le espera. Padece desánimo y flojera. Leyendo Testimonio, libro de memorias y pensamiento político de Sarko, descubro una energía arrolladora y me insufla adrenalina sólo con hojearlo. Rajoy, por su parte, no ha alumbrado una obra en la que cuente su experiencia y sus planes. Sería una laudable sorpresa. Pero el caso es que el PP no avanza.

domingo, noviembre 04, 2007

GLORIAS ESPAÑOLAS

Vivimos en una España débil y cada vez más desunida. En momentos de rabia, de vergüenza, incluso uno puede llegar a desear, junto con el país entero, "desaparecer por las alcantarillas de la Historia como una pesadilla", según lo dicho por Jesús Cacho en uno de sus artículos. Sin ir más lejos, nuestro Estado de Derecho ha demostrado su fortaleza... condenando a menos de veinte años de cárcel a terroristas musulmanes por su implicación en el atentado de marzo de 2004, el mayor sufrido en España y Europa. ¡Y ni siquiera las cumplirán íntegramente! La confianza de los españoles en el fortalecido Estado de Derecho estará bajo mínimos. Pero no pasa nada, porque reputados penalistas hasta se quejan de la crueldad de la pena de veinte años. El artículo 25.2 de la Constitución les respalda, o eso se supone.

En política exterior también nos estamos luciendo, siempre de la mano de un Gobierno aliado con las tiranías que conforman la llamada Alianza de Civilizaciones. Estos devaneos pasarán factura, si es que no lo están haciendo ya. La irritante reacción de Marruecos ante la visita de los Reyes a Ceuta y Melilla sólo me reafirma en algo que siempre he considerado: el presidente del Gobierno debería viajar anualmente a las dos ciudades autónomas españolas. La única ventaja con que cuenta nuestro enemigo más cercano es su sólida alianza con Estados Unidos, alianza con la primera potencia mundial de la que no puede presumir Zapatero. En 2002, sin embargo, que Estados Unidos no mediara a favor de Marruecos permitió a las tropas españolas retomar el Perejil. ¿Qué pasaría ahora si los moros iniciaran una acción semejante?

Aunque empiezo a creer que, en lo tocante a muchas cuestiones, ya no hay solución posible, sí espero que se adopten medidas interesantes en un futuro próximo. La implantación de la cadena perpetua para delitos de terrorismo es, sin duda, una de ellas. No significa que el preso vaya a morirse en la cárcel, sino que será más sencillo mantenerle entre rejas si no se ve adecuada su reinserción o fracasa la reeducación. La segunda importa a Marruecos, pues se trata de la revocación de los acuerdos de amistad y cooperación firmados con ese país. Perejil ya lo justifica.

domingo, octubre 28, 2007

"AUREA MEDIOCRITAS"

No es nuevo. Algunos resentidos critican a J.K. Rowling, autora de los siete libros de Harry Potter, porque su afamada saga aleja a los niños de los añejos clásicos españoles. Un pedestre argumento. Obligar a los niños a leer dichos clásicos solamente conseguirá que los odien, mientras que acceder a la literatura a través de las aventuras del joven mago debe ser una grata experiencia. Hace poco también ha habido una controversia acerca de la sexualidad de Dumbledore. Rowling, una mujer a la que admiro y con la que me casaría, ha demostrado su astucia. Revelar la homosexualidad del director de Hogwarts en los libros habría causado rechazo y asco justificados hacia un personaje entrañable y sabio, pero al hacerlo a posteriori se gana el aprecio de los colectivos lilas, despierta morbo y da tirón a la saga.

Sí, Rowling es admirable: se hizo a sí misma; de ser pobre de solemnidad ha llegado a poseer una gigantesca fortuna. Puede afirmar con orgullo que vive de lo que escribe, y para un escritor el premio más elevado debería consistir en emocionar a millones de lectores en todo el mundo. Esto es algo que no alcanzan a comprender las figuras preclaras de nuestras letras actuales, que se hallan ancladas en el barroquismo y el envanecimiento. Los altaneros, plastas novelistas españoles no saben huir de la primera persona del singular, de la introspección más ridícula. Ahí tenemos como ejemplos a Javier Marías, Almudena Grandes, Rosa Montero, Antonio Gala y un largo y aburrido elenco de productores de abortos literarios ilegibles y soporíferos. No tienen historias que contar, sólo florituras que ejecutar.

Nuestra mujer del día plasma sus ideas con sencillez y claridad, pues no hay lugar para los aspavientos y las profundidades absurdas. Claro que es literatura de entretenimiento. ¡Eso ya es mucho, maldición! Los libros de los escritores españoles citados no tienen el menor interés, son del género bobo. Ni entretienen ni van a perdurar por su vocabulario o las ideas abstractas que pretenden transmitir. Personalmente, prefiero releer los títulos de Harry Potter en espera del séptimo y las novelas negras (y victorianas) de Anne Perry antes que caer en los delirios de cuatro pánfilos.

domingo, octubre 21, 2007

LORD ZAPATERO, EL QUE ODIA LO BUENO Y LO DECENTE

De pequeño era un fiel seguidor de la serie Power Rangers, que me tenía absolutamente enganchado. Como en toda historia, lo que más me llamaba la atención eran los villanos. Hartos de los fracasos de Rita Repulsa, la bruja vestida de morado, los que deseábamos el fin de los buenos--unos jóvenes políticamente correctos, alelados y sosos, víctimas de la Educación para la Ciudadanía--estuvimos de enhorabuena cuando apareció Lord Zedd a hacerse cargo de la situación y arreglar la mala gestión que de sus planes imperiales se hacía en la base de los malos, ubicada en la Luna. Lord Zedd era un demonio rojo, un verdadero emperador del mal, y su máscara la coronaba una zeta, del mismo modo que su báculo estaba rematado por la misma letra. Incluso sus masillas especiales llevaban la zeta en el pecho.

Cuento esto porque es lo primero que me vino a la cabeza tras ver el nuevo vídeo de propaganda socialista, con Zapatero encumbrado como sonriente líder supremo, la letra zeta omnipresente. Y, sin embargo, el vídeo, con ser simpático, no puede resultar efectivo. Así no se hace a un hombre de Estado creíble y serio, que es lo que decían querer. Una cosa es ser un político cercano a los ciudadanos y otra presentarse como un tonto. Y un político cercano, para mí, es el que se preocupa y ocupa de problemas reales, no el iluminado que nos trae el Estatuto de Cataluña, la desastrosa negociación con ETA y la Ley de Memoria Histórica y nos vende tales trastos averiados con su forzada sonrisa, porque "todo se puede decir con una sonrisa", sí, y con mayor frescura si se es un inconsciente y un frívolo.

La proximidad a la gente no se logra sólo con abandonar la corbata y reírse un poco de sí mismo, ¿o es que piensa el PSOE que tan superficiales son los españoles? Además, la escena de José Blanco pegado al atril con forma de zeta no es, digamos, muy instructiva: jamás se vio un perro tan baboso. Sobre su amo Zapatero (con una falta de dicción, es un mal comunicador), al igual que en su día quiso ser el maquiavélico Fu Manchú, ahora es Lord Zedd. Se me ocurren más ideas para la campaña: un trono que sea una zeta, insignias con la zeta, etcétera.

domingo, octubre 14, 2007

LA PATRAÑA DE MODA

Le han concedido el Nobel de la Paz a Al Gore. Este individuo, que va de premio en premio, está sacando una alta rentabilidad al hecho de haberse convertido en el profeta de los desastres ecológicos. El cambio climático, el calentamiento global, la desaparición de las especies, el fin del mundo... ¡El miedo es el medio! Tanto es así, señor Gore, que le pagaré cuantiosamente a fin de que nos imparta una conferencia que nos diga qué tenemos que hacer. El pacifismo ecológico debe entenderse en el sentido de una de las tesis de Zapatero: "El cambio climático ha provocado ya más víctimas que el terrorismo internacional". Esto es, olvidémonos de los terroristas musulmanes y pasemos a ocuparnos de seguir las indicaciones medioambientales de ungidos como Gore, ya que seguro nos irá mucho mejor.

El cambio climático, hoy sinónimo de calentamiento global, no es más que una teoría sobre la que no hay un consenso científico tan enorme. No está demostrado que estemos asistiendo al período más caluroso de nuestra era ni que los Polos se vayan a derretir inminentemente, así como tampoco lo está la relación entre ese calentamiento y la emisión de dióxido de carbono. "Puedo decirles que la evidencia del calentamiento global es mucho menor de lo que sus proponentes nunca admitirán. Puedo decirles que el porcentaje de terrenos urbanizados en EEUU [...] es del 5%. Puedo decirles que el desierto del Sahara está disminuyendo de tamaño y el total de hielo de la Antártica se está incrementando", aclara el gran Michael Crichton, que ridiculizaba a los ecoterroristas en su novela Estado de miedo.

El documental Una verdad incómoda es un logrado (y manipulador) ejercicio de ficción e intimidación. Si ese fantasioso relato de terror o los libros de Gore nos han de concienciar, apaga y vámonos. Todo la solución al mayor problema del planeta se traduce en intervencionismo estatal y más cargas y directrices para los ciudadanos. Obedeced, siervos, o moriréis abrasados o ahogados. Y es que no nos pueden dejar en paz. Además, se habla siempre de los inconvenientes del calentamiento global, caso de que existiera; pero, ¿qué pasa con las ventajas?

domingo, octubre 07, 2007

"COMO EL GRAN PROFESOR QUE SOY"

Estoy acabando de ver la serie de animación japonesa Great Teacher Onizuka (abreviado como GTO). Su protagonista me ha caído increíblemente bien, algo muy importante en una historia que se centra en él totalmente. Un antiguo y feroz miembro de una banda callejera, movido por elevados ideales, decide meterse a profesor. No lo va a tener fácil, porque, amén de indocumentado, es un sujeto alocado, imprevisible. Sin embargo, la directora de una escuela privada necesita a alguien como él, a alguien capaz de hacerse cargo de una conflictiva clase que destruye psicológicamente a todos los tutores que pasan por ella. Como nuevo tutor, Onizuka se muestra pervertido e irresponsable, pero se basa en una mentalidad justiciera y de lealtad hacia sus alumnos que no dejará indiferente a nadie.

En la escuela casi todos son sus enemigos, incluso el profesorado está en su contra debido a su heterodoxia. En cuanto a los alumnos, existe un explosivo núcleo formado por brutos y superdotados que es el responsable del terrorismo escolar que tanto preocupa a la directora. Onizuka se enfrentará a ellos inicialmente, ganando su confianza poco a poco. Además, existen multitud de conflictos personales por resolver, como el del débil freakie Yoshikawa, al que Onizuka impide suicidarse en varias ocasiones. Aunque después de un tiempo obtiene el cariño y el respeto de la mayoría, algunos personajes (Miyabi o el subdirector) continúan intentando expulsar a Onizuka por todos los medios. De este modo, abundan las conspiraciones más surrealistas y originales. Es una comedia sazonada con melodrama.

Especialmente memorables son los capítulos en que Onizuka hace frente a una especie de APA a la japonesa (organización odiosa donde las haya) o los del viaje a Okinawa, donde se puede asistir a un enamoramiento imposible o a una breve redención del subdirector. Es un profesor de maneras expeditivas si se trata de su autoridad o de la vida de sus alumnos, por los que se sacrifica sin excepción. Esta serie enseña que los problemas en un colegio no son siempre académicos, sino también sociológicos, y que un gran profesor ayuda mucho.

domingo, septiembre 30, 2007

DÍA DE TETAS EN EL MUSEO DEL PRADO

Aunque el detonante fue en agosto, las consecuencias han tenido lugar ahora. En el Museo del Prado, un guardia impidió a una mujer dar el pecho a su bebé en una sala, explicando que era preferible hacerlo en los lavabos o en la cafetería. La madre obedeció, pero ya tenía en mente su plan de venganza. A través de Internet, convocó a un nutrido grupo de mujeres perturbadas que se dirigieron a la sala en que está La maja desnuda, de Goya, y allí amamantaron públicamente a sus hijos, todas a la vez, ante la mirada escandalizada de los íntegros señores que sólo querían admirar las obras maestras del arte. El diario 20 minutos contaba la noticia de manera favorable a las perturbadas. Para colmo, al final del texto se pedía la colaboración de los lectores para buscar otros lugares donde sucediera lo mismo.

Lo primero en lo que uno se fija es en el nombre de la madre original, Cindy: los sudamericanos son, si cabe, más maleducados que los españoles, en general. Gracias a ella, unas indecentes, impúdicas y feministas mujeres violaron la belleza de un templo de la cultura con su pervertida actuación. Hay que respetar la libertad de cualquiera, claro, y es bueno que no te machaquen con normas y directrices. Sin embargo, si estás en una pinacoteca como el Museo del Prado, deberías respetar también sus reglas, y con más motivo si se adaptan a la lógica y a los buenos modales. ¿Por qué se molestó tanto Cindy por tener que ir a la cafetería o al lavabo? ¿Tan urgente era el apetito de su churumbel? A lo mejor lo que deseaba era que los demás contemplasen sus ubres en vez de La maja desnuda y su estilo delicado.

Se podrá argumentar que la lactancia es un hecho natural y que, por tanto, es normal que se haga en público. Bueno, es igualmente normal y natural evacuar excrementos y no por ello se hace delante de todo el mundo. Estaría gracioso que un hombre se pusiera a orinar en un rincón del museo, seguro que entonces no había tanta comprensión. Si no existe otra posibilidad, pues está bien que den al bebé lo que es suyo en el sitio en que estén; pero, habiéndola, ¿por qué ese afán de exhibicionismo? La moral pública ha de ser observada.

viernes, septiembre 28, 2007

DE LA VEGA, DE VERGÜENZA

Se supone que es la segunda al mando del Ejecutivo de un país en principio moderno, desarrollado y europeo. Sólo se supone. A los que apelan a la legalidad y a la defensa de la Corona y la Constitución, ella dedica todo su "desprecio". Les insulta e ignora. A los que proponen la secesión y traicionan a España, ella ofrece "diálogo". Cuentan con su comprensión y quiere llegar a compartir sus planes. ¿Puede haber un Gobierno más irresponsable? ¿Quiénes son aquí los extremistas? Esta mujer incapaz debería dimitir de inmediato, porque no se puede caer tan bajo.

Aprovecho para dar las gracias a Lobeznox por el premio que me ha concedido, el cual no merezco en absoluto.

domingo, septiembre 23, 2007

ESCOLARES EN ACCIÓN

Desde que el diario gratuito 20 minutos, afín al Gobierno, publicara ciertos datos sobre las subvenciones al espectáculo taurino, ha recibido muchas cartas de sus lectores quejándose de que se financie "la barbarie y la crueldad" y proclamando el odio a España. Esas cartas indignadas expresan cierto desequilibrio mental. Los toros tienen público, tradición e interés cultural y festivo. Justo lo contrario que el cine español, de cuyas cuantiosas subvenciones nada publica "el primer diario que no se vende". La aversión sin límites hacia el mundo de los toros de los progresistas que han mandado las cartas ha acabado en la agresión por parte del Frente de Liberación Animal a un inocente desollador retirado. Los del Frente de Liberación Animal me recuerdan a los terroristas de Acción Mutante, una película de Álex de la Iglesia.

Y si el diario del padre fomenta los ataques con su insidiosa propaganda, el hijo, Ignacio Escolar, termina de dar los retoques a la nueva arma del progreso: Público, "un periódico gratuito que se vende", en incisivas palabras de Arcadi Espada. Por ahora, ha llamado la atención que Javier Ortiz abandone El Mundo para embarcase en una incierta aventura. Nada hay que reprochar, pues le pagarán mejor o le tratarán mejor; en todo caso, espero que el idólatra de Arzallus se estrelle de mala manera. Por lo demás, el nuevo diario contará con una nutrida nómina de periodistas y articulistas de opereta, como el propio Escolar, y con algunas figuras decorativas cedidas por Mediapro (por ejemplo, José Miguel Monzón). Emanará, seguramente, humor fácil y moderno, política del talante y socialismo sin gas. Una gran basura.

Lo que más me interesa de Público no es su evidente vocación de periódico amarillo, o su previsible adhesión incondicional a Zapatero, o su progresismo basado en el buen rollo y la juventud comprometida socialmente (vivienda digna y demás). Todo eso es accesorio, porque el fracaso va a ser sonado. Lo que interesa es el enfrentamiento de los medios de la izquierda. En El País ya se ven obligados a criticar a Zapatero para indicarle a qué grupo editorial debe seguir beneficiando y queriendo bien. La herida está abierta. ¿Se infectará con el tiempo?

miércoles, septiembre 19, 2007

NUEVO ARTÍCULO

Tras una buena temporada sin colaborar, aquí tienen un nuevo artículo para Aragón Liberal. Relato tres magnicidios que alteraron, de una u otra manera, la Historia de España. En Navarra Liberal intenaré escribir alguna cosa antes de Navidades, pero no prometo nada, porque me ocupan demasiados proyectos.

domingo, septiembre 16, 2007

BUSQUEN LAS DIFERENCIAS

Leyendo un discurso del primer ministro Gordon Brown, dedicado a la presentación de su libro Britain's Everyday Heroes, no pude por menos de acordarme del pronunciado por el presidente Zapatero ante los parlamentarios socialistas, el que rezumaba vulgaridad y simplezas, el que contenía ridículos símiles futbolísticos para hablar de economía y ni un solo gramo de autocrítica. Y, asimismo, recordé que ya había comparado a Zapatero con otro gran líder europeo, Sarkozy, a cuenta de los días que se tomaron de vacaciones, de la vagancia del primero frente a la actividad del segundo. Todo está en relación con las diferencias, que siempre van en favor de los otros, que mencionaba de pasada. España sigue siendo demasiado diferente, lo que se observa en el nivel de la clase política, a ras del suelo.

El domingo pasado, Martín Prieto analizaba en las páginas de El Mundo un libro de Duran i Lleida, y se quejaba de que vivíamos en una "democracia ágrafa". Esta evidencia se hace más acusada en las filas socialistas: José Blanco o José Montilla son muestras de perfectos paletos y analfabetos que han medrado sin problemas en el Partido Socialista, ocupando cargos de enorme responsabilidad sin que sus manifiestas taras intelectuales lo hayan impedido. Y Zapatero no está muy por encima de ellos. Para que luego hablen los socialistas de educación y cultura. Por lo menos Aznar intentó aparecer como un político más ilustrado y europeo, pues reunió sus discursos en un volumen y escribió dos libros antes de llegar a ser Presidente. Algo así, sin ser fundamental en la carrera política, es de agradecer.

No estoy pidiendo tecnócratas ni eruditos, sólo una capacidad mental demostrada. Los mayores defensores de Zapatero tendrán que reconocer su normalidad absoluta en estudios, obra y experiencia profesional y política. Alguien que aspira al poder debería estar mejor preparado, ya llevamos años padeciendo la desgracia de estar gobernados por un diletante inculto e improvisador. Merkel es una científica y Sarkozy ha escrito siete libros. Las diferencias entre estos dos gigantes y el minúsculo Zapatero están a la vista. Y duelen y desaniman.

martes, septiembre 11, 2007

ENTREVISTA A OCTOPUSMAGNIFICENS

Hoy es 11 de septiembre, seis años han transcurrido ya desde la masacre perpetrada por los terroristas musulmanes en Nueva York. Guardemos un minuto de silencio por los caídos pero no bajemos las armas. Esto es lo que nos diría Octopusmagnificens, autor de uno de los blogs más frescos, originales y cuidados de nuestra órbita. Sus ingredientes son, sobre todo, música, cine, política, chicas bonitas, y en ocasiones todo a la vez. Octopus, también llamado Pulpo, es un individualista indómito cuyas contundentes y sinceras opiniones suelen levantar enormes polémicas que se debaten en los comentarios a sus escritos. Es un liberal, un amante del deporte y un adalid del pensamiento occidental a favor de Estados Unidos. Vuelve sus ojos a los ochenta con nostalgia y, con respecto al futuro que se nos viene encima, se muestra muy optimista.

Pregunta.- Tú viviste plenamente y de forma consciente la década de los ochenta, una década clave en cultura y política que aún nos marca profundamente. ¿Qué valoración haces de ella? ¿Qué recuerdos rescatarías de tu memoria?

Respuesta.- Hablaré un poco de cómo empezó aquella década para mí. Tan temprano como en 1980, a los 9 años, empecé a desinteresarme por los estudios obligatorios e interesarme por la política, por supuesto por la política internacional y por el enfrentamiento que mantenían los dos colosos, los EEUU y la URSS. Naturalmente no había Internet, pero absorto analizaba artículos periodísticos en los que se comparaba el poder militar de la OTAN y el Pacto de Varsovia. Hoy sabemos que la verdadera fuerza del bloque comunista era exagerada tanto por los paleoprogresistas occidentales, que defendían la inevitable victoria del socialismo real en el campo ideológico, como por el propio Pentagon, que cuan Galactus necesitaba alimentarse con más fondos. Pero la amenaza existía. Los 80 se iniciaron con el eco de la invasión soviética de Afganistán y del golpe de Estado en Irán. Recuerdo a uno de mis amigos cantando cosas obscenas sobre el ayatollah Jomeini y los precios de la gasolina. Tengo presentes el boicot americano a los JJOO de Moscú 1980, los propios juegos y mi tristeza al saber que el presidente Carter había perdido las elecciones y pronto habría otro presidente. Me estoy viendo en el coche de mi padre, escuchando la radio y preguntándole el nombre del presidente electo. Me daba pena de Carter...

Junto a la de las Malvinas, la primera guerra que seguí por televisión fue la invasión americana de la isla de Granada, en la que los comunistas cubanos habían impuesto un gobierno títere. Clint Eastwood se basó en la invasión de Granada para su gran película Heartbreak Ridge (1986), en España titulada El sargento de hierro.

En el deporte no puedo pasar por alto el impacto que supusieron los JJOO de Los Angeles 1984 y la gesta de Carl Lewis, con sus 4 medallas de oro. Lewis fue mi gran ídolo de los 80, incluso por delante de Schwarzenegger. Le conocí personalmente en Oviedo, en 1989. Hablé con él en Salesas, un centro comercial. Me firmó un autógrafo, que por supuesto conservo, y me gasté el carrete entero haciéndole fotos. Ese fin de semana compitió en una carrera de 60 metros en el Palacio de los Deportes ovetense. Le ganó el cubano Andrés Simón, un tipo de 1.60 cm que era rapidísimo en la salida.

P.- En esos mismos años lideraban el mundo libre dos gigantes: Ronald Reagan y Margaret Thatcher. ¿Con cuál de los dos te quedas?

R.- ¡Reagan! No hay color. Reagan y Thatcher fueron dirigentes claves de nuestra historia reciente. Él devolvió la confianza a América, la llevó por la senda del crecimiento económico y colapsó a la Unión Soviética haciéndola competir en una carrera de armamentos que la economía soviética no pudo sostener. Ella fue una embajadora del capitalismo que recortó gastos, desmanteló rémoras públicas y privatizó servicios, enfrentándose sin vacilar a los violentos sindicalistas. Ambos fueron adalides de las libertades, pero Reagan tenía un magnetismo del que Thatcher siempre careció. Reagan era el gran comunicador, ingenioso, improvisador, humilde y con un sentido del humor sin igual. La baronesa Thatcher era y es altiva, huraña y antipática. Es una vieja urraca. Estrechar la mano de Thatcher no me produciría ninguna emoción, pero haber conocido a Reagan... Wow!

P.- Pasemos al panorama musical, que tantas veces tiene cabida en tu blog. ¿Destacarías algún grupo en especial? ¿Un estilo en concreto?

R.- Puedo destacar un grupo alemán que me entusiasmaba y del que compraba sus discos y vídeos con avidez: Milli Vanilli. Todavía guardo por ahí la cinta VHS con Girl you Know it's True, All or Nothing, Blame it on the Rain y especialmente la preciosa Girl I'm Gonna Miss You. El dúo formado por Fabrice Morvan y el fallecido Robert Pilatus era original. El escándalo que surgió cuando les quitaron el Grammy, al conocerse que ellos en realidad no cantaban, nunca lo entendí. ¿Acaso las canciones dejaban de ser buenas? Fab y Rob no cantaban pero eran la imagen del grupo, de un todo que se completaba con el productor Frank Farian y los cantantes figurantes anónimos. ¡También la Biblia es obra de escritores anónimos, y su valor literario es indiscutible!

P.- No hay duda de que eres un rendido admirador del gran actor y político Arnold Schwarzenegger. A él has dedicado muchos interesantes escritos. Además de Conan, el bárbaro (1982), ¿hay alguna otra película suya que figure en tu podio personal cinematográfico?

R.- Por supuesto. En la filmografía de Schwarzenegger hay 5 películas que considero obras maestras: Conan the Barbarian (1982), The Terminator (1984), Predator (1987), Terminator 2 (1991) y True Lies (1994). Puedo verlas un millón de veces, que no me cansaré nunca y siempre descubriré algún detalle valioso. Luego, y sin llegar a la categoría de obra maestra, tenemos Twins (1988), una bonita comedia, con gran sensibilidad y emotividad, que siempre me hace llorar en determinadas escenas. Del resto de sus películas las hay que son buenas, como la sobrevalorada Total Recall (1990) o la infravalorada Terminator 3 (2003), y por supuesto también malas y muy malas, como Red Sonja (1985) o Batman & Robin (1997).

P.- Pero si hay algo que te apasiona, y antes lo has confirmado, es la política internacional. Con Blair retirado de la primera línea de fuego y Bush a punto de hacerlo en 2008, ¿qué porvenir aguarda a los ciudadanos que siguen creyendo en el liberalismo y en Occidente?

R.- Luminoso. No encuentro nada que nuble mi optimismo, en serio. De una Hillary Clinton o un Barack Obama en la White House sólo encontraremos firmeza y resolución frente al enemigo. Puede que nos saquen de Irak, que ya va siendo hora, pero no dudarán en meternos en Irán o simplemente en arrasarlo desde el cielo. América es la gran reserva militar de Occidente y nunca se arrodillará. 9/11 WE WILL NEVER FORGET. Apostemos por el fuerte y aplastemos al débil.

P.- Haz de profeta: ¿Quién ganará la War on Terror?

R.- Observando la blogosfera me choca que en muchos sites de carácter liberal y apoyo a la guerra paradójicamente se transmite un mensaje derrotista, vaticinándose la futura islamización de Europa, que se transformaría en lo que llaman Eurabia. Pamplinas. Es cierto que, como nuestro máximo líder, George W. Bush, anunció en septiembre de 2001, afrontamos una lucha larga, sucia y que se libra por todo el orbe, pero esa es casi la definición de la vida. Al principio, por el medio y al final, el poder económico/militar y el rechazo al musulmán que--a bombazo limpio--ha calado en nuestros pueblos está desequilibrando la situación. Más bien la está decantando, porque equilibrada nunca ha estado equilibrada. A medio plazo preveo nuevas guerras en Oriente en las que América y sus aliados ganarán tan fácilmente como en las últimas. Cada vez más naciones atrasadas del Oriente bárbaro se someterán al poder de América y se alinearán con ella. Y en el frente occidental preparémonos para disgustos: habrá atentados salvajes en Europa que soliviantarán aún más a nuestros compatriotas de la UE, aprobándose legislaciones responsables para castigar y reprimir. Si las cosas fuesen a peor--o a mejor, según se mire--y los musulmanes cometiesen una gran masacre en London o París, no descartaría incluso la erradicación de los musulmanes en Europa, deportados a tiros sin discriminaciones por razón de sexo o raza. La gente está harta y quiere ir a por ellos. Les auguro un futuro muy negro. No tienen cabida aquí. Si yo fuese musulmán me marcharía ahora, cuando aún estoy a tiempo.

P.- Lo tuyo también son las polémicas. Pongamos el dedo en una de ellas: ¿Ciencia o religión?

R.- Durante centenares de millones de años, que se dice rápido, la Luna ha orbitado la Tierra, contemplando cómo surgía la vida en el interior del océano y cómo ésta salía del agua y poco a poco se adentraba tierra adentro, multiplicándose y cambiando sin cesar. Pero el largo descanso del yermo satélite se turbó hace 38 años, cuando sucedió algo increíble. Por primera vez y tras millones de años de evolución, los descendientes de aquellas formas de vida primigenias cruzaron el vacío del espacio y desembarcaron a bordo de unas máquinas fabricadas por ellos mismos, como Cristóbal Colón en América siglos antes. Yo no lo viví por poco, pero puedo decir que nací en el mismo siglo en el que ese hecho sin precedentes, ese triunfo de la ciencia de una trascendentalidad sin igual, tuvo lugar. Con esto pretendo exponer lo que es obvio: la ciencia me apasiona. El deseo y la capacidad humana para buscar y encontrar el cómo son fascinantes.

La religión es otra cosa. Como persona racional mi forma de interpretarla se parece mucho al modo en que veo las películas de ciencia-ficción. Religión y cine son expresiones culturales, cada una de su época. Por ejemplo, el judaísmo, el cristianismo y el musulmanismo, las sectas religiosas mayoritarias de la actualidad, son manifestaciones culturales de la Antigüedad, que basándose en literatura de ficción, de carácter fantástico y articulada en torno a personajes mitológicos, han pervivido hasta nuestros días en forma de tradición. Son un rollo. Personalmente me atrae más la mitología nórdica, la romana y sobre todo la griega, con atractivos héroes como Ulises y dioses como Poseidón. Es entretenida y romántica. Sería hermoso que en nuestras ciudades hubiese templos como el Partenón, con majestuosas estatuas de Atenea, y no esas iglesias tan horribles adornadas con grotescas representaciones del judío crucificado. Qué cosa tan fea. Qué mal gusto. La iconografía cristiana es tétrica.

En 2010 se estrenará una película religiosa interesante, el remake de Clash of the Titans (1981).

P.- Ahora, algunas mujeres reivindican las carnes generosas, grasientas, con lo que se ven muchas cosas grotescas por la calle. ¿Casa esto con tu ideal de mujer?

R.- Me encanta esta pregunta. Se insiste mucho en que la sociedad nos presiona para tener una buena imagen, cosa que es cierta y que no tiene nada de malo, ya que todos queremos gustar a los demás. A las mujeres que he conocido las he incentivado a comer muy poco y preocuparse por estar atractivas, como las modelos, y puedo confesar que más temprano que tarde han acabado agradeciendo mis consejos. He constatado que para la mujer sentirse deseada es algo muy importante en su vida y en su estabilidad emocional. Un hombre gordo y feo si es desacomplejado puede salir a beber y divertirse con los amigos, que si le echa cara puede acabar hasta ligando. Y si no, se retirará carcajeándose. Pero para una mujer esa misma situación es una cruel pesadilla. Por eso las mujeres suelen salir en grupos fácilmente clasificables: las delicadas y agraciadas por un lado, y las neanderthaliensis por el otro. Selección Natural. Es como cuando un blanco ingresa en la cárcel y en su primer día en el patio instintivamente se agrupa con los demás reclusos blancos.

Cualquier corriente que presiona en una dirección suele encontrarse con otra que presiona en la contraria. Las mujeres que por su desidia y voraz apetito son incapaces de gustar a los hombres, se frustran, muestran mal carácter y desarrollan sentimientos negativos y destructivos..., odio, rencor, y no contra los hombres sino contra aquello que más desean los hombres: las mujeres bellas y delgadas. Cuando las miran ven lo que querrían ser, y cuando se miran ven lo que son. Así se constituyen en lobbys hembristas que tratan de criminalizar cualquier cosa que tenga que ver con la belleza, la feminidad, el sexo y el cuidado personal. Se cierran webs que fomentan la delgadez y se amenaza con atacar por el Código Penal, llegando a subvertir la realidad fantaseando con el supuesto problema de salud pública que supone la anorexia. ¿Qué anorexia?, si cualquier persona que se dé un paseo por la calle comprobará que hay pocas anoréxicas y muchísimas gordas que sólo pueden calificarse como plantígrados con los que uno no tendría relaciones sexuales ni borracho y cobrando 500 €. Nos están engañando. Esa obesidad es lo realmente fatídico tanto para la vista como para la salud.

P.- A muchos nos gustaría desvelar una incógnita... ¿De dónde proviene tu singular nombre?

R.- Es una ocurrencia que tuve. Por un lado, Octopus es una adaptación de uno de mis villanos preferidos del cómic, el Pulpo, mortal enemigo del capitán Trueno. Por el otro, Magnificens proviene de un ave extinta americana, el Argentavis magnificens, quizá el ave voladora más grande que haya existido. Los fusioné y surgió Octopusmagnificens. Y es que como dijo el general Zod (Superman II) al contemplar un águila en un tapiz, en el despacho oval de la Casa Blanca, "veo que rendís adoración a lo que vuela...". Es un símbolo de mi agrado.

P.- Tienes, como es costumbre aquí, la última palabra.

R.- Gracias, Espantapájaros. Ha sido un gusto responder las preguntas y recrearme en aquellos años de descubrimiento e ilusión.

domingo, septiembre 09, 2007

AL TRABAJO

Ya han finalizado las vacaciones, incluso oficialmente. Toca, por tanto, aguantar la retahíla en los informativos de síndromes, traumas y quejas a cuenta de la vuelta al trabajo. ¡Qué terror! ¡Qué drama! ¡Llamemos al psicólogo! Las estúpidas opiniones de los ciudadanos más vagos están servidas. Y es que en España hay poco amor al trabajo y mucho elogio de la pereza, en parte por culpa del sol y del calor, pero también por efecto de la personalidad mediterránea, más dada al cachondeo y la fiesta que a levantar un país con el sudor de la frente y la sangre de las manos. Claro que está muy bien descansar, siempre que haya algo que lo justifique, que otorgue sentido a una merecida vacación. Como estudiante de Derecho, no empiezo las clases hasta octubre, y no protestaré cual niño cuando retome mis quehaceres.

Los políticos no dan ejemplo. Si debieran transmitir energía, ganas de actividad laboral, iniciativa en proyectos, responsabilidad y sacrificio, en España se propaga lo contrario. Tenemos un presidente del Gobierno que se he regalado una tregua veraniega más que larga, casi permanente, y el líder de la oposición no ha querido ser menos que su rival. De Zapatero no se sabe si ha llegado a leer un mísero libro, si bien ha dormido estupendamente en Asturias, de suerte que ni las bombas de los terroristas nacionalistas vascos le despertaron. En cambio, Sarkozy, el modelo a imitar, sólo cogió dos semanas, aprovechando además para reunirse y hacer buenas migas con Bush. Aunque el francés había tenido tiempo libre tras ganar las elecciones, esto fue porque aún no podía tomar posesión de su cargo. Hay diferencias.

Quejarse penosa e insistentemente del trabajo y de las horas que hay que echarle es propio de sindicalistas, vagos y maleantes. Este país necesita menos absentistas y más huelgas a la japonesa, y una buena ola de frío que impida que se nos derritan las ideas y las fuerzas. No nos fijemos, ni siquiera en su aspecto ocioso, en el gandul Presidente, que, como punto y final a su dilatado asueto, concedió una entrevista a su medio de propaganda El País en la que contaba las mismas vacuidades, chorradas y miserias de siempre. ¡Un haragán desvergonzado!

domingo, septiembre 02, 2007

EL DIOS DE LAS LETRAS FRANCISCO UMBRAL

Hace un tiempo leía bastante a Umbral. No sólo las magníficas columnas en El Mundo, sino también sus cuestionados libros, porque era un autor al que admiraba. Muchas veces, perdido en tantas divagaciones, en pensamientos que no acababan nunca, no me enteraba ni de la mitad, pero era encantador su lenguaje rico, florido, sin olvidar las frecuentes punzadas de mala leche. Es así en Leyenda del César visionario, siendo Las ninfas más denso y filosófico. Sin duda, resultaba complicado leer al autor que se nos ha ido en esta semana triste, pero siempre se obtenía sumo placer, aunque fuera solamente estético. Y su sarcasmo, empleado con acerteda crueldad, era otra de sus características señaladas, reflejada, por ejemplo, en obras como Museo nacional del mal gusto, Diario de un snob o Guía de pecadores/as.

Al igual que pasó con el fallecimiento de Polanco, no me hallaba en Madrid cuando el de Umbral, lo que provoca (el estar alejado de tu centro de control) un mayor abatimiento y un gran desconcierto. También incredulidad. Sí, él estaba muy enfermo desde 2003, pero nunca esperas que un personaje de tal calibre vaya a desaparecer de un día para otro, que no vas a poder leer más su columna, que el hombre de pelo cano, bufanda al cuello y cejo fruncido, sentado en su mítico sillón de mimbre, haya muerto intentando dar a luz un último escrito, fiel hasta el final a su profesión, a su vocación, a su vida. En su decadencia, Umbral tuvo un duro enfrentamiento con Reverte, del que pienso no salió tan malparado como dicen. Pues incluso Reverte se veía obligado a tratarle de maestro y a reconocer su superioridad.

El mejor columnista de España y el mejor prosista del idioma español se marcha dejando de regalo un libro, Amado siglo XX, y un vacío a ocupar. Amargado, altivo, soberbio, engreído, culto, brillante, a Umbral se le puede objetar una cierta exageración de lirismo en sus novelas, normalmente pesadas, por lo que nunca consiguió un gran éxito en ventas. Ha sufrido de forma injusta: es inexplicable que nunca se sentara en la Real Academia. Pero no nos entristezcamos, que él ya nos explicó, con gran maestría, que éramos hijos de la muerte.

domingo, agosto 26, 2007

LOS HOMBRES DE PAZ ATACAN DE NUEVO

El terrorismo nacionalista vasco (conviene llamar a las cosas por su nombre en aras de clarificar cuál es el enemigo) ha intentado asesinar a guardias civiles con nocturnidad y alevosía. Zapatero, que duerme muy bien en Asturias, ni se ha inmutado, y los partidos políticos han realizado las usuales condenas, tan tibias como inútiles: hoy se habla de firmeza, de determinación, del Estado de Derecho, de la unidad de los demócratas, de la victoria sobre los bandidos, conceptos todos ellos desgastados a fuerza de malgastarlos de esta manera; mañana no se hará nada, no se adoptarán medidas prácticas y radicales--no meras declaraciones altisonantes--contra los terroristas, y pasado mañana volverá a haber un atentado (o un accidente mortal, según el Presidente) y será más de lo mismo. Más condenas y más mariconadas.

Me hace gracia que nuestro Gobierno, antaño tan negociador y dado al diálogo, recurra ahora a un discurso de fuerza ante la amenaza. Y más gracia todavía me hace que, mientras Zapatero lanza bravatas delirantes, Bermejo considere que no se puede ilegalizar a ANV. Qué prevaricador infame y cobarde. Si hubo trucos legales para colar en las elecciones a la mitad de ANV, más los habrá para ilegalizar a la formación antidemocrática. Pero la hipótesis de que el Gobierno planea reabrir el proceso tras una posible victoria en las generales de 2008 no es nada descabellada. Es lo de siempre, el no enfrentarse al terrorismo como lo que es, un problema de orden público, lleva a que se vean como aceptables soluciones que pasan por la rendición de España a viles chantajes. Habría que dejarse de política y aplicar las leyes.

PCTV y ANV son partidos antidemocráticos que no han de tener cabida en el sistema. Hasta que esto no sea así, la nueva política antiterrorista de Zapatero carecerá de credibilidad. Y no mucho más creíble en tal aspecto, y en otros tantos, acabará siendo el PP de seguir la trayectoria que ha tomado en las vacaciones. Que su única preparación a fecha de hoy para las elecciones haya consistido en el debate sobre si Gallardón, ese insufrible pedante infiltrado, debe ir o no en las listas, pone de manifiesto lo que da de sí la alternativa al PSOE.

viernes, agosto 24, 2007

"THINKING BLOGGER AWARD"

Me gustaría poner la imagen del Thinking Blogger Award sobre estas líneas, pero mi inutilidad para controlar tales habilidades me lo impide; a ver si alguien me explica cómo hacerlo. La cosa es que este blog es digno de esa medalla a ojos de Samuel (El ojo derecho y La Gacetilla Literaria), y eso es verdaderamente un honor. Le agradezco la atención. Siempre me ha parecido una de las mejores plumas al servicio de la causa y auguro lo mejor para su carrera periodística. A continuación, mi lista de personal: por suerte, no me quedaré con las ganas de homenajear a nadie, pues muchos de mis espacios predilectos ya lo han sido antes.

Los blogs premiados serían, y el orden no tiene importancia: Carajillo (Diario de un hombre loco), Octopusmagnificens, La posada del bardo, República de Guadalmecín y El bobo solemne. Espero que sigan estando al pie del cañón por mucho tiempo.

Y aquí (mi pereza para reproducir los tres puntos es absoluta) podrán ver las bases que deberían observar los cinco seleccionados, aunque yo les eximo de toda obligación, faltaría más.

domingo, agosto 19, 2007

LA PASIVIDAD DEL PP

Será cosa del verano, pero encuentro a los dirigentes del PP como globos desinflados, como si hubieran decidido conceder una tregua estival a Zapatero y dejar que gane etapas impunemente. No puedo llegar a la extremada crítica que hace de este partido Pío Moa, pero se constata de forma evidente que no es el de Sarkozy y Merkel, diga lo que diga Rajoy. Para eso habría que desbordar energía, ganas de crear y liderar una opinión pública, atreverse con reformas cruciales y hablar con claridad sobre la defensa de España y su Constitución. Una actitud así no es lo que se aprecia en el PP, que ha caído en la desidia y no aparenta haber ganado las últimas elecciones municipales. Ya sé que estamos en vacaciones y que todo es algo distinto; es igual: en el PPdeberían ser más trabajadores y combativos.

Luego, aparte de la apatía general, están los acontecimientos de Navarra. La reacción de la derecha está siendo muy tibia y la treta del PSOE muy increíble. Es fastidioso que ahora los socialistas navarros vayan de suficientes y que perdonen la vida a los de UPN por dejarles gobernar, e incluso que chantajeen con eso de los acercamientos, la crispación y las demás paridas habituales. Hay que impedir que se lo crean: el PSN no ha podido gobernar en la Comunidad Foral por su incapacidad para pactar con los insaciables proetarras, en primer lugar, y, en segundo, por los azotes que les ha propinado Zapatero, quien, lejos de poseer visión de Estado, lo que tiene es un cálculo electoral y supone que puede provocar una guerra interna en el PP a cuenta de una posible traición suave de Miguel Sanz y los suyos.

La respuesta del PP debe ser contundente, acorde con sus ideas y discurso. Que UPN se independizase sería perjudicial, en especial para la propia UPN. Por ello, el único gesto que Sanz debe dedicar a los socialistas navarros es un corte de mangas. Y si se quejan o molestan, pues lo mejor sería disolver el Parlamento y convocar nuevas elecciones, así UPN ganaría por mayoría absoluta, los socialistas se hundirían y Zapatero vería truncados sus planes. Pero esto es imposible para un partido que no sabe arriesgar y que se ha dormido en los laureles.

jueves, agosto 16, 2007

ANEXOS DE LOS OCHENTA (III): MÚSICA PARA PELÍCULAS DE TERROR

A veces, sólo a veces, nos encontramos ya hecho un trabajo que teníamos pensado realizar; y casi nunca lo hacemos con uno que ni concebíamos y que nos viene de perlas por alguna razón. Es el caso de esta recopilación, por demás completa y estupenda, muy disfrutable, de videoclips ochenteros de películas terror (Freddy Krueger está más que presente), debida a la pluma y al esfuerzo del inigualable Viruete. Mis preferidos: los temas a cargo de Alice Cooper, Vinnie Vincent y los Ramones. Con esta panzada de vídeos esperpénticos, el renacimiento de los ochenta sigue su curso.

domingo, julio 29, 2007

COPLAS A LA MUERTE DE POLANCO

A mí me pilló la noticia de la muerte de Polanco en Maastricht, y me la tomé con normalidad, pues ya sabía de su enfermedad y de su estado agonizante. Todos bromeamos, obviamente, con un lloroso y descompuesto Gabilondo que empezaría su informativo de esta forma: "Españoles, Polanco... ha muerto". La realidad, como siempre, acabó superando a la ficción; nadie se imaginaba que la edición de El País del día siguiente fuese a ser el mayor panegírico colectivo nunca visto. Escasas debieron ser las personalidades, tanto del mundo político como del cultural, que no escribiesen un artículo elogiando las virtudes del fallecido editor o hiciesen una declaración glosando su importante papel en nuestra democracia. Vaya corte de aduladores y limpiabotas tenía el insepulto. Vaya Gallardón más pelota.

En estos casos, lo educado es el pésame. Hay que desear lo mejor para el alma de Polanco y lo peor para su empresa. Mas no tenemos por qué pasar por la canonización de semejante mafioso. De todas las que leí, la valoración más ecuánime y ajustada a la verdad fue la de Jesús Cacho, que, tras reconocer que Polanco fue un empresario que tuvo la habilidad de convertirse en millonario, ponía las cosas en su sitio: empresario brillante, sí, pero que medró en y gracias al franquismo, que usó a discreción sus medios de comunicación para defender sus negocios y que siempre buscó la sombra y el beneficio de los diversos inquilinos de La Moncloa. En Polanco no hay nada de defensor de la democracia, de centinela de la pluralidad o de cualquiera de esas milongas con que nos están bombardeando.

El poderoso editor deja a su muerte un imperio que se tambalea, si bien cuenta con las suficientes cabezas y brazos como para dar aún mucha guerra. Nos divertiremos viendo cómo se reparten los generales el pastel. Y habremos de ser inmunes a las hagiografías que, en adictivas dosis, ya circulan sobre Jesús Polanco (en El País, en la Cuatro), ya que corremos el riesgo de que nos den gato por liebre. Nombro de nuevo a Jesús Cacho. Él tiene la vacuna más recomendable: su libro El negocio de la libertad.
NOTA: De vacaciones hasta el 19 de agosto.

martes, julio 24, 2007

EN LA EUROPA DE BRUSELAS

En el marco de unas jornadas de convivencia organizadas por la Universidad de Navarra, viajé a Bruselas hace una semana, como ya les conté. He aprendido y disfrutado mucho, y es hora de escribir. No creo que a ustedes les importen los aspectos sociales o espirituales del asunto, así que dedicaré este escrito a opinar sobre algunas de las conferencias que nos impartieron y a dar mi visión sobre lo que, tras haber conocido sus principales instituciones, debería ser la Unión Europea.

La Comisión, el Consejo de la Unión Europea y el Parlamento Europeo se encuentran en edificios gigantes, monumentales, desmesurados, aunque luego da la impresión de que desaprovechan el espacio. Tuvimos en el Parlamento un coloquio de lo más provechoso con Rosa Díez. Había leído buenos artículos escritos por esta mujer y seguido su lucha interna en el PSOE, pero nunca creí que fuese a sentir tanta admiración por ella. Política de principios sólidos, valiente, segura de sí, directa, enérgica, no eludió una pregunta delicada u ofreció una respuesta tibia o ambigua. Nos contó simpáticas anécdotas de los tiempos en que PP y PSOE colaboraban en el Parlamento Europeo en la lucha contra ETA, criticó la política de Zapatero y la decadencia del PSOE como formación nacional, y dio algunas pistas sobre la tercera fuerza política que está concibiendo junto a Savater. Básicamente, su plan es que ese tercer partido obligue a los otros dos a regenerarse. La verdad es que salí del Parlamento aliviado, pues había descubierto que aún quedan buenos políticos en España. Deseo lo mejor para sus proyectos.

El viaje fue completo. Hubo bastantes encuentros, en distintas instituciones, y algunos muy propagandísticos y muy delirantes, en especial los que tuvieron lugar en la Delegación de Euskadi. Si alguien desea saber más sobre ellos, que me pregunte, pero aquí prefiero no hablar. Sí me referiré, cómo no, a la conferencia en la Representación Permanente de Turquía. Ya se imaginarán de qué iba la cosa: la integración total de Turquía en la Unión. El encargado de suministrarnos la propaganda, un tipo alto, ancho de espaldas, con un traje mal combinado (las malas lenguas decían que era el portero), se esforzaba en aportar montones de argumentos. Algunos iban en la dirección de que, entrando Turquía como miembro de pleno derecho, ya no se daría al mundo la imagen de que la Unión Europea es un "club cristiano". Craso error. También había ventajas banales, improcedentes. Por ejemplo, que la Unión tendría más especies vegetales y bosques. Por otro lado, incidió mucho en la idea de una Turquía estable, democrática... y con un ejército poderoso capaz de pacificar a sus conflictivos vecinos y poner orden en la zona.

Ninguna de sus razones me convenció o conmovió, ni siquiera las económicas. Turquía ya tiene una privilegiada relación con la Unión, de la que se beneficia enormemente. Ir más allá, lo puedo asegurar, no es lo conveniente. Es una lástima que en su día se creara una serie de expectativas sobre este tema, porque lo correcto habría sido poner un claro y justo límite a las aspiraciones turcas y no salir de ahí, sin dar nunca a entender que, en un futuro, por lejano que fuese, Turquía podría entrar por la puerta grande. De todos modos, Sarkozy y Merkel sabrán protegernos, no se dejarán embaucar. Que Turquía espere sentada.

Hablaré ahora un poco acerca de lo que me pareció la situación de la Unión. Lo están haciendo mal, aunque con buenas intenciones. Meter deprisa y corriendo a los diez últimos países ha sido un fallo que ya están lamentando, y tampoco son positivas las ideas que por allí circulan de una Europa federal o de dotar de mayores competencias a la Unión. Ya tenemos un mercado común, sin fronteras ni obstáculos; unas instituciones que más o menos funcionan, que hacen bien su trabajo; y una moneda común. Seamos modestos y asentemos lo que hemos ganado, no nos precipitemos por cambios innecesarios sólo para demostrar que hay movimiento. La Unión Europea tendría que limitarse a consolidar su posición de potencia económica, nada más. Quizá también habría que mejorar su apartado de política exterior y hacer otros ajustes. De lo contrario, es decir, de seguir proyectando ampliaciones irresponsables, reformas ambiciosas y demás, la Unión Europea podría morir de exceso de necio voluntarismo y de pasos hacia el abismo.

¡Ah, que no se me pase Bélgica! Es un país muy bonito y avanzado, pero con problemas. La división entre flamencos y valones supone una grieta que se hace cada día más insalvable. Un belga con el que mantuvimos una tertulia nos informó del nulo sentimiento nacional, de que la gente no tenía simpatías por su monarquía... Parecía que a ellos les diese igual ser belgas que otra cosa, que eso carecía de sentido, que no merecía la pena defender Bélgica... No obstante, en Bruselas y en otras poblaciones, en los balcones y ventanas de algunas casas se veían banderas belgas, exhibidas con orgullo, lo que simbolizaba la resistencia de un país que se resiste a desaparecer. ¡La esperanza nunca muere! ¡Viva Bélgica!

viernes, julio 13, 2007

VIAJES Y VACACIONES

Este domingo parto a Bruselas, a visitar las instituciones europeas antes de que se pudran más. Desde luego, la Unión Europea no está en su mejor momento. Sin embargo, me agrada ir a Bélgica, patria de Hergé, dos de cuyas obras ayudaron a mi formación en la infancia. Tintín en el país de los Soviets (1930) me mostró el crudo, mentiroso y ridículo mundo bolchevique, lo que me permitió despreciar el comunismo. Y Tintín en el Congo (1931) reforzó mis primeras convicciones políticas, al ver gráficamente las bondades del imperialismo, del que he sido siempre un ferviente militante.

A lo mejor tienen noticias mías en la última semana de julio, pero, como enlazo con las vacaciones en la playa, no sé si será posible. En todo caso, el 19 de agosto, domingo, habrá aquí un nuevo artículo. Que pasen unas felices vacaciones.

lunes, julio 09, 2007

ENTREVISTA A CARAJILLO

Por iniciativa mía (no crean que es tan egocéntrico), Carajillo, francotirador despiadado, artista en ciernes, explorador de las relaciones humanas, me ha concedido una entrevista basada en el recuerdo. Él es un hombre de múltiples facetas. Este humilde entrevistador conoce una parte, supongo escasa, de dos de ellas: la musical y la literaria, deslizándose con frecuencia esta última por la pendiente de la crítica social, para lo que toma como punto de partida, casi siempre, experiencias vividas en la pasada década. En esos primeros noventa, sin duda, todavía tenía que persisitir la influencia de las últimas excentricidades ochenteras...

Pregunta.- ¿Qué tres aspectos, los que sean, destacarías de la verdadera década prodigiosa, es decir, de los ochenta?

Respuesta.- Tampoco puedo hablar con mucho conocimiento de causa puesto que la viví en su totalidad pero siendo un niño. Lo hortera, lo extravagante y lo pijo estaba de moda, eso creo que llevaba a la gente a ser un poco estúpida pero con mucha menos mala sangre que lo que yo creo que hay ahora. Si me pides destacar tres cosas te diré que recuerdo que la sociedad española tenía bastante idealizada a la americana, me daba la sensación de que todo lo que provenía de Estados Unidos se recibía con mucha expectación y lo veíamos como una especie de paraíso, lo que daba cuenta de nuestra pobreza como país. Y esto lo digo comparándolo con el presente, ahora es distinto, ya no se les admira igual, o al menos yo no. Otra es que las películas de miedo de los ochenta creo que son las mejores, sobre todo las de la primera mitad, no sé si debido a que el miedo que deben dar las películas estaba hecho de una forma más original, pero a mi parecer eran las más grotescas y, muchas veces, con un bajo presupuesto se conseguía una ambientación que daba muy mal rollo. Por último, te destacaría la música simplemente porque antes había menos grupos, en todos los estilos, pero estos eran buenos. Había muchas más probabilidades de poner la radio y encontrarte una buena canción que con la saturación de morralla que hay ahora mismo.

P.- Ya he recalcado que tus recuerdos suelen volver preferentemente a los comienzos de la última década del siglo XX. ¿Época de maduración y desarrollo de especial intensidad? ¿Momento cumbre, interesante, fascinante?

R.- Cuando me remonto a aquellos años, con total sinceridad te digo que desde el punto de vista personal lo hago porque fueron los mejores años de mi vida. Pero sí te digo que se trató del inicio del frikismo (entendiéndolo yo como "afición a series, dibujos o películas que tratan de peleas, espadas, pistolas...") en España. Opino que fue la época dorada del anime y de otras muchas cosas y la responsable de que hoy en día haya mucha gente próxima a los treinta que aún mantenga aficiones que desde el punto de vista "general" están consideradas como infantiles. Acerca de la vida social, no sabría decirte. Fue también una época de desarrollo, y en España se produjeron acontecimientos muy celebrados o a los que se les dio mucha publicidad, como los Juegos Olímpicos de Barcelona o la Expo'92: aquel año fue excitante, aunque los posteriores fueron de crisis, y creo que se debió mucho al gasto que generaron esos y otros eventos.

P.- A ti, es bien sabido, te encanta la música, y no sólo escucharla, también crearla. Pero, ¿en serio hay música de los noventa que merezca la pena?

R.- Por supuesto. Es más, mis grupos preferidos son grupos que tuvieron su época dorada en los noventa y en especial en esa primera mitad, que fue el último gran momento del rock con Metallica y Guns N' Roses ocupando durante muchos meses los primeros puestos de las listas americanas, además de los éxitos en ventas de Nirvana, Pearl Jam, Megadeth, Red Hot Chili Peppers... Si con los setenta se nos viene a la mente el punk y con los ochenta el jebi metal, en los noventa el movimiento que los caracterizó fue el grunge, que más que un estilo musical era una forma de entender la vida, y surgieron al menos cuatro grupos muy interesantes y de culto hoy en día. Hacia el final de la década ya aparecieron cosas más raras y heterogéneas, como la moda por el rap-metal, nu-metal y todo eso, que ya eran híbridos de varios estilos y que considero música muy chabacana. Eso en el rock, porque en el pop pienso que había también buenas canciones hasta que, a final de la década, y no sé por qué razón, se empezó a poner de moda "lo latino", con letras que no salían del "baila" y del "muévete", y fue lo que abrió la veda para que en la actualidad suframos la fiebre del reggaeton con su proclama machista y mafiosa. Ah, y no nos olvidemos del bakalao, que para muchos nos parece hasta entrañable.

P.- En una de tus últimas incursiones nostálgicas en el blog, has hablado de los ridículos programas de lucha libre, los de Hulk Hogan, el Enterrador y demás panda. Confiesa, ¿cuál era tu programa de televisión favorito?

R.- Por aquella época, ya te digo que el gran gurú era Telecinco, era el canal adorado por los niños y odiado por muchos mayores a los que les parecía estúpido: sin apenas informativos, muchísimos dibujos y, cuando no, concursos tontos como Su media naranja, Vivan los novios, V.I.P, Carmen Sevilla haciendo el tonto en el Telecupón... Telecinco era un auténtico circo en sus comienzos, pero a los pequeños nos encantaba. Y bueno, ya sabes que mi programa favorito era Los Caballeros del Zodiaco y también Campeones, Bola de Dragón (esto era en Telemadrid) y muchos otros dibujos japoneses que echaban. Aunque también en Telecinco estaba el mencionado Pressing Catch, Twin Peaks (buenísima serie hasta el capítulo quince más o menos) y el tan reivindicado hoy en día Humor Amarillo (los comentaristas que salen ahora en Cuatro no son tan graciosos). El Precio justo, con Joaquín Prat, igualmente me gustaba mucho. Y los especiales de Nochevieja de Martes y Trece, si bien de mayor ya no te hacen gracia porque era un humor de lo más estúpido.

P.- Ahora que lo dices, la verdad es que..., principios de los noventa, cuando gran parte de Dragon Ball Z era aún territorio virgen, misterio por desvelar, aventuras que disfrutar... Como a tantos otros, ¿te marcó esa serie?

R.- Sí, eran tiempos en los que todo lo que fuese pegarse, y si podía ser con poderes mágicos, nos gustaba mucho a pesar de que por momentos se me llegó a hacer pesada o quizás la emitieron demasiado tarde para mí y perdí el interés un poco en los dibujos en general (tenía trece años ya en los últimos capítulos). Me marcó el personaje de Freezer como malo malísimo, ni en Los Caballeros del Zodiaco había nadie que representase tan bien el mal como él. Lo malo es que Telemadrid nos dejó a medias: en mitad de la pelea con Célula ya transformado totalmente retiró la emisión o yo al menos no volví a ver más. Gracias a Internet empecé a verla de nuevo y estoy a punto de llegar a esa parte.

P.- Sea como fuere, influencia sí que tuvo en las infancias de muchos. De hecho, en un artículo, hablabas de unos delincuentes juveniles que se paseaban por el parque que frecuentabas y que, curiosamente, te recordaban a miembros de las legendarias y extravagantes Fuerzas Especiales Ginyu. ¿Han cambiado los gamberros de un tiempo a esta parte?

R.- Ahora, ni paso tiempo en los parques, ni en los polideportivos..., que era donde ocurrían estas cosas, ni tampoco soy ya una presa fácil para cualquier delincuente, así que todo lo que veo es por la impresión que me dan las noticias. Y lo que veo es que ahora esto se ha convertido en un problema mucho más grave, con delincuentes organizados en bandas mafiosas que incluso funcionan como sectas y que ya sabemos todos de dónde vienen. Lo que no ha cambiado nada es la música que oyen o la estética con la que se identifican dichos delincuentes.

P.- A mí, cuando los recuerdos de lo que considero la mitad de la década toman forma, siempre me viene a la cabeza lo mismo: nocturnidad, parque con niñatos—fumando y bebiendo--y una cultura del ocio incipiente y pujante, la de las tiendas de cómics del centro. Sé que es generalizar y que en todas partes cuecen habas, ¿pero en los cutres años noventa españoles eso se daba con más fuerza?

R.- Más que ahora no. Sostengo que eso va relacionado más con la edad del individuo que con la época en la que viva. En la adolescencia lo único que vale es ser el más guay, y haciendo cosas prohibidas o políticamente incorrectas como fumar o beber se consigue la admiración de los que te rodean (o la aceptación del resto, cuando esta práctica ya se vuelve tan normal que parece una obligación), algo que realmente es tu pan de cada día; hasta los que más estudian piensan que su futuro profesional aún queda muy lejos y que lo que les atañe en esos años es la relación con la gente, y no hay más. Ese tipo de cosas las habrá siempre, no creo que en los noventa se diesen ni más ni menos que hoy. Incluso yo creo que es otra cosa que cada día va a peor.

P.- No me internaré en el terreno de la político, si bien no me resisto a un inciso. Para alguien que vivió conscientemente los tiempos de Felipe González, ¿qué significó la victoria de Aznar de 1996? Es decir, ¿qué pensaste en aquel instante de cambio?

R.- Ese día lo recuerdo por otra cosa, fue el día que compuse mi primera canción, Eres un Subnormal, ja, ja, ja. No te creas que viví conscientemente la política en aquellos tiempos. La victoria de Aznar me la tomé con indiferencia. Tú me conoces y ya sabes que no hago demasiada distinción entre políticos, que me dan bastante asco todos. Por eso tampoco creo que se tratase de un momento de cambio que fuésemos a notar los ciudadanos como sí lo pudo ser la Transición. La vida hasta cierto punto siguió igual, lo mismo que cuando el PSOE recuperó el poder hace tres años. Aunque bueno, si te soy sincero, el día que Aznar ganó las elecciones (que ya se sabía que iba a ganar desde muchos meses antes) tuve miedo de que cerraran bares de rock o cancelasen conciertos. Y en fin, doy fe de que en cierto modo sí perjudicó al rock, al menos a la hora de promocionarlo como música de masas.

P.- Haciendo balance, ¿qué fue para ti lo mejor de la primera mitad de los años noventa, que tan intensa y fructíferamente viviste? ¿Y lo peor?

R.- Lo mejor, esa época dorada de música, dibujos y videojuegos. Lo peor, las experiencias personales que tuve a mediados de la década.

P.- Carajillo, sinceramente, ¿cualquier tiempo pasado fue mejor?

R.- Una cosa es que lo sea y otra cosa es que nos lo parezca. Cada uno tendrá sus motivos para decidir si el presente mejora lo pasado y, en mi caso, soy consciente de que ahora estoy mejor o me gusta más mi situación que otros tiempos pasados. Si bien es cierto que todos, incluso en los malos recuerdos, conservamos cierta morriña por algún aspecto en concreto y es muy difícil no echar la vista atrás por cualquier razón y no sentir nostalgia. Quizás sólo sea el hecho de echar de menos una juventud que poco a poco vamos perdiendo.

P.- Puesto que, a diferencia de Sánchez Dragó, no puedo regalarte físicamente un libro al finalizar la entrevista, sí te concederé, como también él hace, la última palabra.

R.- Ha sido todo un honor contestar a tus preguntas, Espantapájaros. Si bien pienso que, como buena conocedora de la década de los noventa, la Princesa Vampira también habría tenido mucho que decir y anécdotas que contar. Un saludo.

Muchas gracias, Carajillo. Adelante con tus proyectos y suerte con ellos.

domingo, julio 08, 2007

ZAPATERO NO GANÓ, PERO RAJOY PERDIÓ

Ha sido casi unánime una opinión acerca del Debate sobre el estado de la Nación: Zapatero lo ganó. Hay que refutarlo cuanto antes. Me baso, principalmente, en que Zapatero no ha podido ganar nada con su oratoria defectuosa que sólo se crece en actos sin derecho de réplica. Así, en todo caso ha podido perder Rajoy, pero ganar Zapatero, jamás. Hasta sus socios han criticado el discurso triunfalista y pomposo, sin olvidar la demagógica medida de los dos mil quinientos euros, una ayuda inútil, si se trata de fomentar la natalidad, pues es un irrisorio puñado de euros. Más valdría fomentar menos la homosexualidad desde el Gobierno, de manera que las parejas heterosexuales pudieran hacer tranquilas su trabajo, y cortar el caudal de tanta sopa boba. ¿Adivinan de dónde saldrá el dinero para cumplir la promesa?

Está demostrado que Zapatero, como presidente del Gobierno, nos abochornó una vez más con su propaganda y sus delirios de grandeza económica. Empero, no sería ecuánime no reconocer que Rajoy estuvo flojo, poco entonado, insulso. Lo peor fue que no presentara lo que se ha dado en llamar una alternativa. Su insistencia con las actas de la negociación es digna de elogio, el miserable ocultismo del Gobierno es grande en ese tema y en otros muchos, pero centrarse repetitivamente en lo mismo puede llegar a ser contraproducente. Que El Mundo dijese que Rajoy, por lo menos, se consolidó ante sus votantes fue un desgraciado titular. Las victorias pírricas, a ocho meses, como máximo, de las elecciones, no sirven de nada. En Telemadrid, Victoria Prego razonaba que Rajoy debería haberse atraído nuevos votos.

El verano es un buen momento para el Gobierno. Amodorrada, la gente no presta atención a las noticias y tiende a despreocuparse del ruido cotidiano. El esperpéntico Gabinete Zapatero, refrescado por las sustituciones e incorporaciones ministeriales, se regenerará durante el tiempo de descuento, en tanto Rajoy se lame las heridas que le dejó un crucial Debate sobre el estado de la Nación que podría haber ganado por goleada con la presentación de un proyecto que ilusionase y con un mayor aguante frente al ataque barriobajero de Zapatero.

domingo, julio 01, 2007

EL CONCIERTO Y LA REFLEXIÓN

Fue un privilegio asistir este jueves al concierto que los Rolling Stones dieron en Madrid. Antes de nada, hay que lamentar la muerte de dos trabajadores durante las tareas de desmontaje del escenario. Un accidente mortal (la expresión de moda, pero aquí utilizada con propiedad) que deja un mal sabor de boca. Y, no obstante, el escenario, una colosal construcción con pantalla gigante, era parte esencial del espectáculo. Los Stones fueron más o menos puntuales, llegaron con fuegos artificiales y cautivaron desde el principio al público, muy entregado y deseoso de escuchar buenas canciones, siendo la primera Star Me Up. No decepcionaron. Que al final encadenaran Satisfaction, Honky Tonk Woman, Sympathy for The Devil, Paint It Black, Jumpin' Jack Flash y Brown Sugar es un regalo que jamás olvidaré.

Pero no sólo con canciones se desarrolló el concierto. Llamaradas, una lengua gigante o más fuegos artificiales sazonaron el acontecimiento, lo hicieron más colosal. Mick Jagger, incansable, no paraba de botar, correr, animar al público, hacer bailes y coordinar al resto del grupo. Fue el maestro de ceremonias, hablando incluso en español, como al disculparse cortésmente por haber tardado tanto en venir a Madrid. Ya a la salida de un Estadio Vicente Calderón abarrotado, me pregunté si los Rolling Stones eran definitivamente la banda de rock and roll más grande del planeta. Esto se suele poner en duda, pero es normal, porque sobre gustos... Si a mí me interrogaran al respecto, respondería que, en efecto, los Stones son los más grandes, aunque perfectamente podría dar ese título a los Twisted Sister.

Es lícito decir que es imposible determinar con objetividad quiénes son los más grandes, y no admitiré que los Beatles como contestación. No sé si los Rolling Stones lo serán o no; son, en todo caso, una referencia, un icono, algo histórico, una lengua libidinosa de la que es difícil sustraerse. En última instancia, cualquier grupo que aspire a semejante trono ha de medirse con ellos y superar sus hitos. Mientras tanto, una buena conclusión es que los Rolling Stones no son la mejor banda de rock, hecha la salvedad de que no hay ninguna a su altura.

domingo, junio 24, 2007

CONTRA LAS AYUDAS AL CINE ESPAÑOL

La clase política española se ha especializado en robar el dinero a los ciudadanos para después emplearlo en fines abyectos. Verbigracia, en subvencionar el cine español, un cine que, salvadas las honrosas excepciones, goza con dar lugar a las más casposas y aceitosas películas. Nuestra industria cinematográfica fabrica al año una bazofia de incomparables dimensiones que de ordinario se recrea en dramas sociales donde campan a su gusto el sexo marrano, los quinquis y las familias deprimidas y deprimentes. No hay más protagonistas que las prostitutas y las desdichas. Y un hecho inadmisible: tanto actores como directores constituyen una suerte de sindicato dependiente de las izquierdas y ducho en crear cordones sanitarios contra el PP. Por ello, debería ser optativo destinar dinero público a tales propósitos.

No contentos con estafar al ciudadano y a los cada vez más menguados espectadores del cine español, ya tenemos anunciada una Ley del Cine. Aplaudida por los directores, obligará a los cines a cumplir una cuota de pantalla abusiva que acabará generando pérdidas. Ante el atropello de sus derechos, los dueños de los cines se están empezando a rebelar, porque la imposición es negativa para el público en general, pero sobre todo para ellos. No puedo dejar de citar a Octopusmagnificens, que escribía sobre lo mismo hace unos días: "Yo incito a incumplir la ley, a dar a la gente lo que realmente demanda y en última instancia y por encima de todo a defender la libertad de programar en tu cine un ciclo de películas senegalesas o lo que se te antoje, que para algo es tuyo coño". Eso es lo justo, y no las malditas cuotas.

Sinceramente, no creo que así logren sacar al cine español de su tan alargada crisis. No es que me importe su desaparición (no caerá esa breva), que por mí se puede ir al pozo del olvido junto a la literatura de Javier Marías o Maruja Torres, por decir algo; pero si tuviese que ofrecer una solución, sería la de cancelar subvenciones y demás sopa boba. Ya sean malas, hay películas españolas capaces de arrasar en la taquilla, como Alatriste. Que se busquen la vida nuestros inteligentes y creativos artistas. Seguro que hallan la luz al final del túnel.

jueves, junio 21, 2007

ANEXOS DE LOS OCHENTA (II): EN LOS NOVENTA

Decir que la década de los ochenta expiró el 31 de diciembre de 1989 puede ser una perogrullada. Pero, a mi juicio, es realmente un error, porque los efectos ochenteros, sus formas y fondos, se extienden más allá de dicha fecha y rigen en películas ya creadas en los noventa: no hay delimitaciones fijas para el estilo. Ejemplos de esto son Depredador 2 y Muñeco Diabólico 2, las dos de 1990, con sus respectivas primeras partes aparecidas en 1987 y 1988. Depredador 2 pasa de la selva a la ciudad para las matanzas. Uno de los feos alienígenas cazadores de hombres se va de safari a Los Ángeles con sus sofisticados cachivaches. ¡Y vaya Los Ángeles! Es la urbe prototipo de los ochenta: dominada por narcotraficantes que desbordan a unos incapaces policías, sin faltar el reportero pesado y sensacionalista. Este violento filme, lleno de pringue, de camisas y pieles sudadas y de humos de alcantarilla, es una maravilla que no se pueden perder. El tráiler, tampoco. ¡Lástima que Arnold Schwarzenegger no repitiera como hombre capaz de poner al bicho en su sitio!

En Muñeco Diabólico 2 asistimos a nuevas desventuras del pequeño Andy, insistentemente perseguido por un Chucky desmadrado y sanguinario. Genial la escena de la fábrica de juguetes, sobre todo cuando la cubren con un cutre efecto especial de nubes tormentosas. En esta página podrán encontrar más información e imágenes de la película, aunque algo centradas en el protagonista, por otra parte adorable y muy valiente.

En la misma línea incluso daría un tercer ejemplo, que es Muñeco Diabólico 3. Siendo de 1991, nada tan ochentero como la estricta academia militar y sus novatadas, los juegos de guerra en el bosque o el duelo final en la feria, con la típica casa del terror de escenario.

domingo, junio 17, 2007

LOS ROLLING STONES EN ESPAÑA

De la década de los sesenta, etapa de alucinógenos, de flores y de expansión del comunismo, borraría muchas cosas: me alegro de no haberla vivido. La auténtica década prodigiosa son los ochenta. Pero lo que sí saludo de esos años de fumados es la formación de numerosos grupos de rock que perviven en la actualidad. Entre ellos se halla mi favorito, los Rolling Stones (established 1962), seguido de Bruce Springsteen y Twisted Sister. Tras el desdichado y ya célebre accidente del vodka y el cocotero protagonizado por Keith Richards, parece que por fin tendremos a los Stones (nunca a los Rolling, por favor) en Madrid, el día 28 de junio, en el Estadio Vicente Calderón. La salida del nuevo disco del longevo grupo, A Bigger Bang, de 2005, es el motivo de la gira que se había cancelado en toda España en 2006.

A Bigger Bang es un buen disco, si bien no está a la altura de los que han sido encumbrados, de los tres grandes: Beggars Banquet (1968), Let It Bleed (1969) y Sticky Fingers (1971), no necesariamente en este orden, que es el cronológico. Se tiene al último por el mejor de la discografía de los Stones, con canciones tan míticas como Brown Sugar, Wild Horses o Dead Flowers. Luego, consensuado el podio, entran en juego los gustos de cada uno. Para mí, los siguientes discos más recomendables serían Some Girls (1978), It's Only Rock 'n Roll (1974) y Aftermath (1966). En cuanto a su última obra, ya he dicho que no está nada mal, es una gozosa experiencia escuchar un disco que desmiente la supuesta incapacidad de los chicos de la lengua para crear después de tantos años. Empezando por Rough Justice, es brutal.

Mick Jagger y compadres son sexagenarios, algo que no dificulta que se coman literalmente el escenario en cada actuación. Como, de todos modos, no sé hasta cuándo les valdrán los cambios de sangre, las drogas o el pacto con el Diablo, pagué una cuantiosa suma con tal de no perderme el que podría ser su último concierto en Madrid. De él espero una combinación entre el pasado glorioso de Paint It Black con las novedades que trae, por ejemplo, Rain Fall Down. Y que cierren, por supuesto, con Sympathy for The Devil, un maravilloso final.

domingo, junio 10, 2007

ANV O LA DEMOCRACIA EN PELIGRO

En mi último artículo hablaba de los resultados de las elecciones autonómicas y municipales. Sin embargo, me dejé en el tintero--a propósito--lo más importante y lo que más habría de ocupar nuestros pensamientos: el retorno de ETA a las instituciones a través de su máscara, ANV. Hay gente que aún se confunde o que se finge ignorante antes estos hechos, aquellos que vienen a afirmar que ese partido no es Batasuna o que los terroristas tienen derecho a presentarse a las elecciones. A ellos les digo que tal comportamiento tenía sentido cuando el Gobierno al que veneran mantenía un rescoldo de su patética y fúnebre negociación, pero ahora, aceptado el fracaso hasta por Zapatero, es absurdo continuar defendiendo un partido que goza cada vez que los liberadores del pueblo vasco revientan a alguien.

Se ha aducido, falsariamente, que el Tribunal Constitucional ¡ratificó a dicho partido! Nada más engañoso, porque lo que en verdad hizo el Alto Tribunal fue avalar la decisión del Tribunal Supremo de anular 133 listas de ANV. Lo de las listas es otro punto a aclarar, ya que la tendencia es creer que las no anuladas se hallaban limpias. Lo cual es una solemne bobada. Si de 133 listas impugnadas (muchos no saben lo que significa ese verbo), 133 fueron anuladas, esto es, ilegalizadas, cabe pensar que de haber sido las restantes impugnadas, habrían corrido el mismo destino que sus hermanas. Mas ya sabemos lo que se interpuso al sentido común. Había esperanzas puestas en el famoso proceso, quizá una cesión a medias hubiera servido para relanzarlo. Es inútil: los totalitarios siempre ansían el todo, ni más ni menos.

El argumento de los derechos de los radicales, de su carta de naturaleza, etcétera, les parecerá peliagudo a ciertos gazmoños, pero no lo es. ANV (Batasuna con otro nombre) es un partido terrorista, socialista, totalitario, tóxico y separatista. Nadie en su sano juicio debería considerar positivo que unos nazis con boina estén en las instituciones, chupando de los fondos públicos, con el censo a su disposición y extendiendo sus mentiras y extorsiones. ANV es un peligro para la democracia y para los ciudadanos españoles. Ha de ser erradicada.